jueves , 25 abril 2024
Home Misceláneas “Pensé en mi futuro”: Es fantástica la decisión de terminar la secundaria
Misceláneas

“Pensé en mi futuro”: Es fantástica la decisión de terminar la secundaria

Terminar la secundaria: un paso pequeño, pero sumamente transformador.
En alianza con Unicef, Villaguay es uno de los 22 municipios que en Argentina desarrollan el programa “Inclusión educativa de adolescentes fuera de la escuela”. La experiencia de terminar la secundaria no es sólo escolar, como se aprecia en la nota que sigue.

Zoe y Juan tienen 19 años, viven con sus familias en el barrio Las Rosas, Villaguay. En 2023 fueron parte de los ocho estudiantes que terminaron el secundario en la Escuela Municipal de Artes y Oficios Rogelio Martínez. Ella, en la orientación de auxiliar de carpintería; y él, de herrería. Lo que más le gustó a Zoe “fue que tienen una hermosa manera de enseñarle a los chicos. Aprendí cosas que en otras escuelas no; ahora, con el título, puedo trabajar en cualquier lado tranquilamente”, explicó.

En Argentina, a partir de la obligatoriedad de la educación secundaria en el año 2006, se identifican avances en cuanto al acceso a la educación secundaria. De acuerdo con los datos del CENSO 2022, el 93% de los chicos y las chicas de 12 a 17 años están escolarizados. Sin embargo, hay 300.000 adolescentes de entre 12 y 17 años que no asisten a la escuela. Asimismo, solo el 29% de quienes ingresan al nivel secundario logran terminarlo en los tiempos esperados.

Respecto a las causas de abandono existen motivos escolares y extraescolares. En relación a los primeros, el 28% abandona la escuela porque no le gusta o no la considera necesaria y el 9% se quedó libre por faltas. En relación con los segundos, el 12% afirma haber tenido dificultades económicas y el 9% por cursar un embarazo o tener que cuidar a hijos o hermanos menores. . Los datos son tomados de la Encuesta Nacional de Niñas, Niños y Adolescentes, realizada en 2019.

Escala local

Villaguay es uno de los 22 municipios que están abordando la línea “Inclusión educativa de adolescentes fuera de la escuela”, que propone la iniciativa Municipio Unido por la Niñez y la Adolescencia (MUNA) de UNICEF.

A partir de allí se busca asegurar la inclusión en el sistema educativo formal de chicas y chicos que no asisten a la escuela. La estrategia se propone, en primer lugar, identificar a los chicos y las chicas que no asisten a la escuela; luego, a partir del trabajo territorial, acercarlos a instituciones educativas nuevamente y, junto con las escuelas y los municipios, elaborar un plan para que sostengan su escolaridad y finalicen los estudios secundarios.

Producido el diagnóstico, el municipio pudo identificar adolescentes que no estaban asistiendo. Específicamente, en la escuela Municipal de Artes y Oficios Rogelio Martínez concurrían 70 chicas y chicos que se encontraban cursando talleres de oficios, pero no habían culminado sus estudios en el nivel secundario. “Encontramos estudiantes con trayectorias interrumpidas. Los identificamos porque dialogamos con ellos”, cuenta Daniela Azambuyo, referente MUNA local.

“La Municipalidad, al encontrarse con el diagnóstico de la cantidad de chicos y chicas, solicita al Consejo General de Escuelas la incorporación de la escuela al sistema educativo formal y se crea la Escuela Secundaria Municipal de Artes y Oficios Rogelio Martínez diurna, la primera en Entre Ríos. En el recorrido de tres años terminan la secundaria con su título, sumado otro de oficio”, explica.   

Líneas 

A través de MUNA, UNICEF busca garantizar los derechos de las infancias y adolescencias en las comunidades, entre ellos, el derecho a la educación. “El objetivo es fortalecer las capacidades de los municipios, con formación, materiales y asistencia técnica en temáticas como primera infancia, inclusión educativa, entornos saludables, entornos libres de violencia y participación adolescente”, explica Sebastián Waisgrais, especialista en Inclusión Social de UNICEF Argentina.

La iniciativa se desarrolla en más de 80 municipios de nueve provincias y cuenta con el compromiso de 640 funcionarios y personal técnico involucrados en su implementación. Así, UNICEF trabaja para que más de cuatro millones de niñas, niños y adolescentes sean alcanzados por las acciones definidas en el marco del proyecto.

Related Articles

Rebeldía en rimas

Organizado por la productora de eventos de hip hop @elundergroove se realizó...

El pensamiento destructivo puede volvernos esclavos

En una época donde abunda la esclavitud emocional, liberarse de los pensamientos...

Una gran vidriera

El trabajo de las emprendedoras es silencioso y no sabe de pausas....

El ACA, un clásico

La llegada del automóvil implicó verdaderas transformaciones, desde el tipo de vivienda...