jueves , 18 julio 2024
Home Sin categoría Por los senderos e historia de una escuela señera
Sin categoría

Por los senderos e historia de una escuela señera

En parte del casco histórico, los adolescentes cursan la secundaria con formación agropecuaria e industrial. Fotos: Mónica Borgogno
En el marco de un proyecto institucional denominado Turismo Educativo, un grupo de docentes y estudiantes del profesorado que se cursa en el Escuela Alberdi, de Oro Verde, realiza visitas guiadas por el casco histórico y los sectores didáctico-productivos de esta institución pionera en la formación de maestros rurales

El ingreso a la histórica Escuela Alberdi con esa singular arcada que la identifica, predispone a entrar y sumergirse en otro universo. Tras ese arco ya se adivina otra atmósfera y al seguir el camino escoltado de añejos eucaliptos, algunas moreras y luego una galería de jacarandás, la vista del campo y unas vacas, la caminata regala un sosiego especial.

Que ese camino de unos dos kilómetros de verdes sea transitado a diario por estudiantes de distintas edades y sus profesores, para cursar la primaria, secundaria o el profesorado que se dicta allí; que durante los fines de semana, sea un lugar elegido por varios para circular, hacer actividad aeróbica, paseos en bici, o bien estacionarse a tomar unos mates, habla de un aire distinto.

“Acá es un mundo aparte”, describió una vez un joven alumno que se alojaba en las nuevas residencias estudiantiles que están en las inmediaciones del viejo edificio escolar de la Escuela Normal Rural Alberdi, y la proveeduría.

Esta institución educativa que hoy depende de la Facultad de Humanidades, Artes y Ciencias Sociales de la Universidad Autónoma de Entre Ríos (Uader), fue creada en 1904 durante el mandato del gobernador Enrique Carbó.

Carbó, vale recordar, es un apellido que en esta provincia es reconocido por el impulso que tanto Enrique, como su hermano Alejandro, dieron a las políticas educativas. Manuel Antequeda es otra figura que no le va a la zaga, él fue quien se desempeñó al frente del Consejo General de Educación en esos años.

Al finalizar el camino de arboledas, el visitante observador se topa con una calle ensanchada como avenida y podrá distinguir callecitas internas, un busto y carteles que recuerdan y honran a estas figuras de la historia.

Durante el mandato de Carbó, se sabe que la provincia tenía 372.000 habitantes, de los cuales 74.289 eran niños que asistían a la escuela. Con el impulso e iniciativas del profesor Antequeda, Carbó se decidió a crear esta escuela que es una de las primeras en su tipo en América, ya que era una formación de maestros rurales, además de agropecuaria e industrial.

Gallinas, gallos y vacas conviven en el sector del tambo y la huerta.
Identidad propia

Los maestros alberdinos que de allí salen, tienen una formación y un sentido de pertenencia a esta institución, que se va legando de una generación a otra. Tanto es así, que desde hace un tiempo, empezaron a ofrecerse visitas guiadas por el predio, con la participación como guías, de estudiantes que cursan el profesorado en Educación Primaria con orientación rural. Ese protagonismo los obliga a investigar, comunicar, pensar estrategias didácticas. En suma, formarse como futuros maestros.

Algo de esto comentó Eliana Olguín, coordinadora del Proyecto Turismo Educativo, que si bien se hace desde 2005, ahora se reactivó desde el Profesorado de Educación Primaria con orientación rural, con una impronta que procura involucrar la articulación con los sectores Didácticos productivos de la Escuela Normal Rural Alberdi y los diferentes niveles educativos que confluyen en el lugar.

Junto a Miriam Gareis, del área de alumnado, estudiantes avanzados del profesorado como Nazareno Mesquida, Joaquín Castro, Milagros Retamoso y Nahuel Toya, entre otros, conducen a los grupos para apreciar el casco histórico y algunos sectores productivos de la escuela secundaria. “También solemos incorporar a egresados de la secundaria que están cursando el profesorado porque tienen formación agropecuaria y se están armando como maestros y así incorporar otras miradas”, señaló Olguín al tiempo que comentó que desde el proyecto están abiertos “a recibir grupos de escolares, de clubes, de organizaciones, contingentes de nivel inicial, especiales o de adultos, muy diversos”.

“A algunas escuelas les interesa visualizar un determinado sector productivo por sobre otro, otras están interesadas en conocer este sitio en el que habitan distintas escuelas y en donde hay espacios destinados a producción agropecuaria. Conocer la historia y la complejidad de la convivencia interinstitucional y sus actores, moviliza a otros tantos. También están quienes se acercan por el ambiente y el paisajismo que ofrece el predio. Cada visita la organizamos en función de los requerimientos de cada grupo a lo que le sumamos un paquete de información ya preparado”, especificó la docente.

En una hora y media aproximadamente, se hacen estos recorridos de la mano de quienes conocen de cerca la escuela. “Este proyecto de turismo educativo genera vínculos entre los niveles, y es parte de la formación del profesorado ya que prepara en el manejo de grupos, el diseño de contenido y así las visitas se hacen pensando en quienes lo van a hacer. Como el público es muy variado, pone a los estudiantes en el desafío de pensar en ese otro, qué le quieren mostrar y cómo lo van a transmitir. También podemos mostrar cómo se produce en una escuela como Alberdi, y desde una determinada perspectiva”, detalló Olguín.

La que salió de una estancia

Alberdi, es una Escuela Normal para maestros rurales con anexos de carácter agropecuario e industrial. A la altura de una de las salidas de la rotonda de ingreso a Oro Verde, sobre ruta 11, casi frente al predio del campus universitario de UNER, está el arco característico de la Alberdi.

Esta institución inaugurada el 17 de julio de 1904, se ubica en un predio de la estancia Nuestra Señora de los Ángeles, que perteneciera al exgobernador Febre. El casco de dicha estancia se usó como sede institucional.

Con el tiempo se anexaron otras instalaciones e infraestructura en la que se distingue la Escuela primaria Alfredo Alfonsini, donde muchos hacen sus primeras armas como docentes recién egresados, la proveeduría que concentra productos como quesos, cremas, pollo, cerdo, verduras de estación, nueces pecán o membrillos, entre otros, para consumo interno y de venta al público.

Más información

Las visitas son de lunes a viernes en turnos de mañana o tarde acordados previamente. Quienes deseen hacer estos paseos pueden comunicarse al teléfono: (0343) 155361953.

Related Articles

“Como un león” se presenta en La Picada

Luego de la función, se ofrece la posibilidad de compartir un riquísimo...

Impactante película sobre el peor atentado de la historia de Noruega 

22 de julio, la cruda película que recrea la peor masacre que...

Netflix estrenó el documental sobre Leonardo Cositorto y Generación Zoe

El escandaloso caso llegó a la plataforma de streaming con una producción...

Empleos en casas particulares, hay aumentos salariales

El aumento salarial para las trabajadoras del hogar en casas particulares será...