14 C
Paraná
martes, octubre 20, 2020
  • Paraná
  • Nosotros
Más

    Para López, “la Defensoría debe ser un lugar cercano”

    Marcia López fue elegida el miércoles en una sesión especial del Concejo Deliberante. En el mismo acto, fueron designadas Cecilia Pautaso, como adjunta, y Ligia Natalí Blanco, como defensora de los Derechos de Adultos Mayores. En diálogo con EL DIARIO, López adelantó los lineamientos del organismo.

     

    REDACCIÓN EL DIARIO / [email protected]

    El Concejo Deliberante de Paraná eligió el miércoles a tres mujeres para ocupar los cargos de titular y adjunta en la Defensoría del Pueblo y en la Defensoría de los Derechos de Adultos Mayores. En una sesión especial que los ediles coincidieron en calificar de “histórica”, el cuerpo completó los cargos de la Defensoría del Pueblo, que estaban vacantes desde el año pasado tras las jubilaciones de sus extitulares Luis Garay y Pablo Donadío, y por primera vez de la Defensoría de Adultos Mayores.

    De ese modo, como defensora del Pueblo fue elegida por mayoría especial  Marcia Paula López. Mientras que el cargo de defensora del Pueblo Adjunta, también elegida por mayoría especial, será ocupado por María Cecilia Pautaso; y el de defensora de los Derechos de las Personas Mayores por Ligia Natalí Blanco, electa por unanimidad.

    Marcia Paula López es abogada (Universidad Nacional del Litoral), mediadora Comunitaria de la Defensoría del Pueblo de Paraná, maestranda de la Maestría “Poder y Sociedad desde las Perspectiva de Género” (Universidad Nacional de Rosario). Desde 2008, se desempeña como directora General de la Dirección General de Asistencia Integral a la Víctima del Delito de la Provincia de Entre Ríos.

    También, es miembro representante titular por el Ministerio de Gobierno y Justicia de la Provincia de Entre Ríos ante el Observatorio Interinstitucional de Seguimiento de aplicación del Protocolo Interinstitucional de Actuación en casos de Abuso Sexual en Niñez y Adolescencia.

    Además, es integrante de la Comisión de Legislación del Consejo de Prevención de las Violencias a cargo de la redacción de la Propuesta de Reglamentación de la ley Ley 10.058.

    EL DIARIO dialogó con la flamante defensora para analizar los principales lineamientos que tendrá su gestión.

    Los lineamientos

    —¿Hay fecha para el acto de asunción?

    —Todavía no. Hay un plazo de 30 días después de la designación para organizar la asunción. En estos días nos estaremos reuniendo para definir la fecha.

    —¿Cuáles serán los principales lineamientos de su gestión?

    —En mi proyecto que expuse ante los concejales hice hincapié en cuatro puntos fundamentales. El primero es el trabajo en equipo. Me parece importantísimo potenciar las capacidades de todo el personal de la defensoría y que se evidencieen todas las intervenciones que se hagan en la Defensoría, en el contexto de una realidad social compartida, partiendo de la singularidad de cada caso, evitando las burocratizaciones como para estar brindando respuestas más efectivas.

    El segundo punto es potenciar y hacer visible el trabajo del Centro de Mediación Comunitaria. Me parece un espacio muy importante. Hace 13 años que soy mediadora voluntaria del centro. Me parece importantísimo potenciar ese lugar no solo por la gran función social que cumple a través de la actividad comunitaria y de la pacificación de los conflictos sino también para darle mayor visibilidad y la importancia que corresponde al trabajo que hacemos los mediadores comunitarios.

    El tercer punto a remarcar tiene que ver con las recomendaciones. Es el instrumento por el cual la Defensoría se posiciona frente a un conflicto de intereses o frente a las inquietudes de la ciudadanía. Me parece que es una herramienta muy valiosa que hay en la defensoría y es necesario utilizarla y merece el respeto y la consideración que corresponde por parte de los funcionarios y de los gobiernos.

    Y el último punto que me parece importantísimo hacer eje es el trabajo con la Comisión de Enlace. Llevar todas las inquietudes de la ciudanía a los concejales para que se puedan plasmar en proyectos de ordenanzas. Y después, el trabajo en general. Me parece que la Defensoría debe ser un lugar cercano, abierto a la comunidad. Un espacio en el que los ciudadanos se sientan escuchados en sus planteos y requerimientos. La posibilidad de realizar este trabajo con comunidades vecinales, lograr el trabajo en redes, con las comisiones vecinales. Que la defensoría pueda ir a los barrios y trabajar con vecinales, con centros de salud, con la Policía. Es decir con todos los sectores que tengamos en el territorio. También poder realizar convenios con instituciones académicas, con colegios profesionales que nos puedan dar una visión de la realidad. Los derechos a abordar en la defensoría son muchos y disímiles y necesitan un estudio en particular de cada uno de los casos. Todo eso nos puede ayudar a dar un abordaje específico.

    —Durante la gestión anterior ingresó un proyecto de modificación a la ordenanza de creación de la Defensoría del Pueblo. ¿Cree que se deberían realizar cambios en esa norma?

    —La verdad es que no lo sé porque tampoco sé cómo se está trabajando ahora. A eso lo vamos a saber cuando estemos ya en el trabajo y podamos ver las fortalezas y debilidades que tiene la Defensoría hoy. Creo que a partir de eso propondremos o no cambios y llevaremos la impronta de trabajo que consideremos.

    —¿Se prevé cambiar el lugar donde están ubicadas actualmente las oficinas de la Defensoría?

    —La idea es cambiar el espacio físico porque actualmente hay problemas de accesibilidad. Pero serán cuestiones que tendremos que ir viendo con las cuestiones presupuestarias. Y cómo se va ir viendo una vez que asumamos.

    —¿Funcionará en el mismo lugar la Defensoría de Adultos mayores?

    —Sí, va a trabajar en la órbita de la Defensoría del Pueblo.

    ADJUNTA

    —¿Conoce a la defensora adjunta Cecilia Pautaso?

    —Si bien no tenemos una relación de cercanía, sí nos conocemos por las funciones que cada una cumple en sus diferentes roles. A partir de ayer hemos tomado contacto y nos estamos organizando para planificar nuestro trabajo.

    —¿Cómo recibió la noticia de que fuera ella la elegida en segundo lugar?

    —Muy bien. Primero, la felicidad porque seamos tres mujeres. Cuatro con Irina Chausovsky que está al frente del Centro de Mediación. Así, que recibí con gran alegría que seamos mujeres las que conduzcamos la Defensoría. Creo que todas venimos con una larga trayectoria en nuestro trabajo social, en diferentes lugares. Creo que eso nos va a unir en el camino a seguir.

     

     

    Lo más leído