20.9 C
Paraná
jueves, octubre 1, 2020
  • Política
  • Nosotros
Más

    Ingresó a la Legislatura un proyecto de “ley del último adiós”

    La norma es impulsada por el diputado de Juntos Por el Cambio, Manuel Troncoso. Garantiza el contacto y comunicación de familiares con pacientes en riesgo durante la pandemia.

    Redacción EL DIARIO / [email protected]

    En la Cámara de Diputados de Entre Ríos ingresó un proyecto de ley que prevé un plan de acompañamiento a pacientes en situación de final de vida durante la emergencia sanitaria» por coronavirus, que permite a una persona del entorno afectivo despedirse de manera presencial y, a través de dispositivos, garantizar la comunicación con otros allegados.

    Ese tipo de norma, que se conoce como “ley del último adiós”, tiene un antecedente en la Ciudad Autónoma de Buenos Aires (CABA) donde se sancionó una iniciativa similar.

    En nuestra provincia, diputados de la bancada de Juntos por el Cambio presentaron un proyecto un proyecto similar. El objetivo es lograr un protocolo para que un familiar pueda estar presente junto a la persona internada durante el delicado momento, teniendo la oportunidad de despedirse.

    ACOMPAÑAMIENTO. “Si bien como consecuencia directa de la pandemia no está permitido el acompañamiento de familiares de paciente; no obstante, siempre bajo criterio clínico, existen determinados pacientes en los que estaría justificado el acompañamiento presencial”, se expresa en los fundamentos del proyecto. Y continúa: “Ser acompañado y tener la posibilidad de despedirse de un pariente es una muestra de respeto, valor y dignidad que hay que reconocer”.

    La iniciativa es de autoría del diputado Manuel Troncoso quien al respecto expresó: “Estamos transcurriendo momentos difíciles desde cualquier punto de vista, sin embargo, ver cómo estas personas se ven privadas de este acompañamiento por parte de sus seres más allegados y deben pasar los últimos días de su vida solas en una habitación de un hospital es inhumano”.

    En los siguientes argumentos del proyecto, Troncoso retoma premisas de la OMS y recuerda: “La organización Mundial de la Salud define a la salud como un estado completo de bienestar físico, mental y social y no solamente la ausencia de afecciones o enfermedades” añadiendo que “para brindar una atención integral a los pacientes es de vital importancia garantizar el acompañamiento y contención espiritual y psicológica”.

    En diálogo con EL DIARIO, Troncoso indicó que se buscará en la Cámara el consenso necesario para que el proyecto pueda ser aprobado en Diputados.

    “El consenso con los otros bloques vamos a tener que buscarlo en la Cámara. Cuando nos toca ser primera minoría como a nosotros, dependemos del tratamiento que se dé una vez ingresado el proyecto”, resaltó el legislador.

    Resaltó además: “Ahora que ya ingresamos el texto vamos a buscar el consenso en la Comisión a la que sea destinado”, y señaló que se citarán a funcionario del Ministerio de Salud de la Provincia y del COES para “debatir y avanzar sobre el tema”.

    Ante la consulta de EL DIARIO sobre si el proyecto garantiza la circulación por la provincia de los familiares que quieran tener contacto con pacientes en otras ciudades, Troncoso respondió: “La posibilidad de traslado de familiares hacia la ciudad donde se encuentra el paciente sería la vigente, bajo el permiso de cuidado de familiares establecido por el decreto de necesidad y urgencia”.

    Manuel Troncoso, diputado de Juntos por el Cambio es el impulsor del proyecto de “ley del último adiós”.

    Asimismo, y en relación a la inquietud de si los médicos pueden objetar contactos por razones clínicas, destacó: “Sin dudas que un médico se puede oponer en un caso concreto. El derecho a la vida implica eso, ya que el médico tiene su juramento hipocrático de cuidar la vida del paciente. Está en su función no autorizar nada que complique o comprometa la salud del paciente”.

     

    INSTRUMENTACIÓN. Con respecto a su implementación, se define al Poder Ejecutivo como autoridad de aplicación. Además, los impulsores del proyecto detallan que el protocolo será definido por el hospital, clínica o sanatorio. En este sentido, “se deberán tomar las medidas pertinentes a fin de que los pacientes y/o su entorno afectivo tomen oportuno conocimiento del Plan y de las condiciones para su implementación”.

    Cabe señalar que el Plan, tendrá vigencia durante la etapa de Aislamiento Social y Obligatorio y establece que el protocolo debe contemplar todas las premisas de sanidad necesarias para prevenir contagios de COVID-19. En esta línea, de ser positivo el paciente, se deberán suministrar los medios suficientes para que se pueda lograr un acompañamiento virtual de sus seres cercanos.

    El proyecto toma como ejemplo la Ley del último adiós, sancionada en CABA el pasado 27 de agosto.

     

    Lo más leído