19.4 C
Paraná
domingo, septiembre 20, 2020
  • Paraná
  • Nosotros
Más

    Llegar a los vecinos con agua dulce, “un sueño”

    Los intendentes de las tres localidades que conforman el Área Metropolitana –San Benito, Colonia Avellaneda y Oro Verde– junto a Paraná se mostraron absolutamente complacidos con la posibilidad de que finalmente se concrete la obra del acueducto.

     

    REDACCIÓN EL DIARIO / [email protected]

     

    “Es algo que venimos gestionando desde el período anterior de gobierno. Con la Provincia habíamos avanzado en el proyecto y por supuesto, permanentemente hablando con los intendentes del Área Metropolitana con quienes compartimos la preocupación para de tatar de lograr esta obra. El proyecto para la provisión de agua dulce es muy anhelado por estos municipios”, manifestó a EL DIARIO, Oscar Toledo, intendente de Oro Verde.

    “Nos vendría muy bien, un sueño, una obra millonaria que sería imposible afrontar con recursos propios de los municipios. Es algo que venimos esperando hace muchos años”, manifestó.

    Habló del “compromiso” asumido por el gobernador de “luchar para lograr esta gran obra para todo lo que es el Área Metropolitana. Escuchar las declaraciones de funcionarios provinciales y nacionales causa una alegría enorme” porque “esta obra con fondos propios sería imposible y con recursos provinciales, muy difícil. Si nos da esta gran mano el Gobierno nacional, vamos a lograr el sueño de estas cuatro ciudades”, trasmitió entusiasmado.

    En Oro Verde, actualmente, “una cooperativa brinda el servicio de agua potable en el casco urbano. Lo hace bien, pero el agua es dura, es salada. Y en las zonas periféricas, en los barrios, al servicio lo provee el Municipio, pero es el mismo tipo de agua que trae muchos inconvenientes a los vecinos”.

    Toledo destacó que “para nosotros sería una solución importantísima”. Aclaró que “no tenemos problemas en cuanto a interrupciones en el suministro sino que el agua es muy dura lo que hace que los artefactos electrodomésticos deban cambiarse periódicamente. Y para el consumo humano, si bien es potable, hay muchos vecinos nuevos que se han ido radicando en esa localidad –incluso de Paraná– que están acostumbrados al agua dulce”.

    “Yo nací acá, toda mi vida tomé esta agua y nunca tuve un problema, pero somos una población que recibe mucha gente de otros lugares”, comentó.

    Con relación al proyecto, señaló que “la Provincia nos ha tenido siempre al tanto, hemos estado junto con la consultora que lo realizó” y “en reuniones, el gobernador nos había informado sobre cómo se venía trabajando con el Gobierno nacional para que esta obra pudiera llevarse a cabo. No teníamos la confirmación, pero sabíamos que venía avanzado el tema y que era la solución”. Estimó que pronto será convocado junto a sus pares para conocer los detalles relativos a la aprobación del proyecto y el comienzo de los trabajos.

    Insistió con que “para nosotros sería una obra histórica. Desde la creación del municipio hasta hoy, sería la obra más importante. Es un sueño que tenemos todos los oroverdenses. El anterior intendente José Luis Dumé, que estuvo 12 años (en el gobierno local), la venía gestionando desde que comenzó su primer mandato y por distintos motivos no se pudo dar. El Municipio siempre dialogó con Nación y con Provincia para que esto pudiera llevarse a cabo y desde que asumí y antes, como viceintendente, lo estuve gestionando. Hoy sería un sueño que quedaría cumplido si se concreta. Sería la obra más importante que podríamos lograr en más de 30 años que tenemos como municipio”.

    Oscar Toledo, intendente de Oro Verde.

     

    PASAR A LA HISTORIA

    Desde San Benito, Exequiel Donda trasmitió a EL DIARIO el mismo entusiasmo que Toledo. “Es una obra que hace muchísimos años se viene esperando, sobre todo por el impacto en la calidad del agua de las tres localidades. Poder tener agua dulce va a ser algo histórico”. Destacó la inclusión en el presupuesto nacional y compartió que el gobernador le anticipó la posibilidad de que se licite este año. “Está la previsión presupuestaria, así que creemos que va a ser real”, confió. “Nunca estuvimos tan cerca de que se haga realidad algo tan deseado por estas localidades del Área Metropolitana”, remarcó el intendente de San Benito.

    La situación actual es similar a la de Oro Verde. En San Benito, también una cooperativa “que funciona muy bien”, presta el servicio. “Lo que no tiene bueno es el agua, que también es salada. Hoy hay distintas perforaciones, siete concretamente, con sus respectivos tanques y con distintas redes se distribuye a toda la ciudad”.

    Aclaró que “el 100% de la ciudad tiene agua potable, pero sabemos que el agua dulce cambia la calidad de vida de todos los vecinos”, muchos de los cuales directamente no consume el agua salada.

    Al igual que Toledo expresó: “Yo viví toda la vida en San Benito, siempre consumí esta agua y la verdad que nunca tuve problemas, pero hay zonas donde tiene más minerales que en otras. De hecho en las otras dos localidades el agua es distinta que la de acá. Cada perforación es distinta”.

    Las expresiones de los dos intendentes y que comparte el presidente municipal de Colonia Avellaneda se justifica porque en las tres localidades se fue dando en los últimos años un gran crecimiento producto de la radicación de pobladores que proceden de distintas ciudades, muchos incluso de Paraná.

    Donda, que transita su segundo mandato, dio cuenta de las conversaciones durante el anterior período de gobierno para señalar que “el problema siempre fue el financiamiento. Es tremendamente costosa, pero obviamente que beneficia a toda el área”, subrayó.

    En el marco de la gestión que lidera, consideró que “es la obra más importante. En la sombra venimos empujándola y tratando de colaborar para que se lleve adelante, nunca dejamos de insistir. Incluso hace unos 15 días estuve con el gobernador y le expresé que pasaría a la historia si lograra hacerla. Creo que el gobernador y todos los que estén involucrados van a hacer historia porque es una de las cosas que más está pidiendo la gente de las tres localidades”.

    Exequiel Donda, intendente de San Benito.

     

    MÁS CERCA

    Para el intendente de Colonia Avellaneda, “recibir la noticia del acueducto es una felicidad muy grande, ya que hace años que se anhela la mejora del servicio de agua potable para toda la región”. Ariel Weiss comentó a EL DIARIO que “en la actual emergencia sanitaria, nosotros abordamos un plan de asistencia con la provisión gratuita de dos bidones de agua dulce por semana a cada vecino”.

    “Hay una situación real, palpable, que la ciudad viene padeciendo hace muchísimo tiempo. Por lo tanto, recibir la noticia que estamos unos pasos más cerca de concretar esta obra revela a las claras el compromiso del gobernador, hoy en consonancia con el gobierno nacional”, ponderó.

    Actualmente, en ese municipio, la provisión de agua está a cargo de dos prestadores: la Municipalidad a través de Obras Sanitarias a los barrios del IAPV y al resto de la población, una cooperativa que está desde hace muchísimos años y que, con mucho esfuerzo, logara mantener el servicio. Sabemos que tiene falencias, pero que hoy escapa a sus posibilidades poder solucionarlas”, explicó.

    Weiss recordó que “para esta zona, el agua dulce fue un compromiso de campaña y hoy, es un compromiso de gestión. Fue una promesa del gobernador y es un compromiso asumido por él. Hoy los primeros pasos se están dando y es la satisfacción más grande que cada coloniense y que cada vecino de las localidades aledañas deben tener”, concluyó.

    Ariel Weiss, intendente de Colonia Avellaneda.

     

    Se retoma el plan de obras previsto antes de la pandemia

    Lo más leído