13.9 C
Paraná
miércoles, julio 8, 2020
  • Entre Ríos
  • Nosotros
Más

    Presentaron un amparo para declarar la veda total de la pesca

    Si bien el río Paraná se recupera de a poco de la bajante más pronunciada de los últimos 50 años, los pronósticos no son alentadores para los próximos días. A raíz de ello, un grupo de pescadores deportivos de la provincia y la Federación Entrerriana de Clubes de Pesca y Lanzamiento interpusieron un recurso de amparo para solicitar una veda total.

     

    Redacción / EL DIARIO [email protected]

     

    Hace un tiempo se conformó un grupo de trabajo entre pescadores independientes, una peña de pescadores deportivos de Paraná y la Federación Entrerriana de Clubes de Pesca y Lanzamiento (Fecpyl) para analizar esta situación excepcional que está atravesando el río en una bajante histórica y que sin lugar a dudas tendrá consecuencias sobre el recurso hídrico.

    El presidente de la Fecpyl, Fabián Blumenblat, habló este miércoles con EL DIARIO y señaló que “la extracción indiscriminada que se está haciendo del recurso va a llevar a que dentro de muy poco tiempo tengamos una merma muy importante del recurso del río, que es de todos”.

    “El gobierno actualmente lo toma como una producción y nosotros disentimos totalmente con eso, los frigoríficos lo único que hacen es recibir la mercadería que el pescador obtiene del río, la procesa y la comercializa. Ahí no hay no hay ninguna etapa de producción porque en el río al pez nadie lo cría, nadie arriesga, nadie invierte ni siquiera en alimentos para que se críen, sino que es una extracción pura”, argumentó Blumenblat.

    Claro está que los peces que están en el río no tienen dueño por lo cual es un recurso de todos. Es importante remarcar también que la Argentina es el único país en el mundo exportador de pescados obtenidos del río.

    Asimismo, el dirigente de la Federación destacó que la lucha se da contra las grandes exportaciones de pescados y no en contra de los pescadores artesanales. “Nosotros no estamos en contra del pescador que pesca para subsistir o para su alimentación, al contrario, nosotros miramos el recurso del pescador porque si el pescado se termina se le termina el trabajo y si hoy está sacando muchos pescados puede ser que dentro de dos o tres años tengan que pasar hambre porque no le damos el tiempo necesario para la reproducción natural que tiene un pez”, explicó.

    A LA JUSTICIA

    El recurso de amparo presentado tiene como objetivo oficializar una veda momentánea y excepcional, por la pronunciada bajante, pese al repunte de las últimas horas. “Hemos presentado proyectos e investigaciones donde se demuestra cómo el proceso (de extracción) va a hacer decrecer el producto del río. Ahora la Justicia dirá si el recurso está bien presentado ya que el gobierno hasta el momento no nos dio respuestas”, señaló Blumenblat.

    Entre Ríos es una de las pocas provincias que se encuentra sin la veda total en la pesca hasta el momento, teniendo en cuenta que Corrientes, Chaco y Misiones ya adhirieron a la veda y Santa Fe está muy próxima a hacerlo.

    “Nosotros no estamos en contra de nadie y menos del pescador porque lo que queremos hacer es cuidar lo que ellos tienen como materia prima y tampoco estamos en contra del gobierno pero en este caso no pudimos llegar a ningún tipo de respuestas”, remarcó.

    Entre Ríos por otra parte es una de las tres provincias del país que tiene frigoríficos exportadores además de Santa Fe y Buenos Aires. Es importante comprender quiénes se benefician exclusivamente con la venta de pescados de río en la cadena que va desde el pescador artesanal hasta los exportadores.

    SIN RESPUESTAS

    Gabriel Ducasse, integrante de la Peña El Cañazo también habló con EL DIARIO y explicó que “somos un grupo de pescadores autoconvocados que promovimos la iniciativa y al no progresar las vías administrativas previas a la judicial se optó por presentar un recurso de amparo ambiental por intermedio de la Federación que es nuestra entidad madre”.

    El Paraná, como cualquier otro río natural, tiene muchos recursos que son aprovechados por el ser humano, por un lado está la navegación o la producción de energía y por otro está la pesca. Los distintos provechos que se le pueden sacar al río pueden ser favorables a algunos sectores y no tanto a otros, en este caso puntual hay una enorme cantidad de familias que necesitan seguir pescando porque es su única fuente de ingreso económico para poder subsistir. La veda se puede llegar a decretar pero el Estado debe estar presente para acompañar y ayudar a ese enorme sector que vive de la pesca diaria.

    “La lucha se acrecienta cuando el recurso corre mayores riesgos como ahora con la emergencia hídrica. La pesca se considera una producción y en realidad es una recolección porque nadie produce nada, sino que se recolecta los frutos que da el río en un sistema en donde al Estado le genera muy poca ganancia, al frigorífico lo hace millonario y al pescador lo mantiene pobre hace 40 años. El pescador nunca mejoró su precariedad; el único que se enriqueció siempre fue el frigorífico. Esta lucha no es contra el pescador artesanal o comercial sino que es en defensa del recurso que les da a ellos de comer todo el año”, remarcó Ducasse. En ese sentido, aclaró que “no vamos a decir que está en riesgo el pescado, porque no es así, pero si no se decreta la veda, va a tardar muchísimo en recuperarse. No estamos haciendo este reclamo con la caña en la mano, sino con el DNI, porque el recurso es de todos”, manifestó.

    Altura

    Si bien esta semana el río tuvo un pequeño repunte en la escala del Puerto de Paraná, ayer estuvo por encima de los 70 centímetros, 56 centímetros más que el pasado 21 de mayo, cuando alcanzó el mínimo de 14 centímetros. Este repunte trajo un pequeño alivio pero se prevé que en las próximas horas vuelva a disminuir teniendo en cuenta la situación meteorológica en el norte de nuestro país.

     

     

     

    Lo más leído