El complejo período de cuarentena para los clubes paranaenses

92

Las entidades paranaenses no son la excepción y sufren con crudeza su cierre provisorio y esta etapa de aislamiento preventivo. En la mayoría de los casos, los clubes locales implementaron casi con urgencia medidas de cobro a través de plataformas digitales.

Gabriel Baldi | [email protected]

Por donde se lo mire, el panorama que trajo aparejado el coronavirus es sumamente complicado. Más allá del efecto causante en la salud, que es el principal y más perjudicial de todos, la situación afecta sin distinción de clases ni rubros, en mayor o menor medida a los diferentes ámbitos de la sociedad.

Al deporte, el COVID-19 lo compromete y mucho. Las competencias cesaron, no hay ningún tipo de actividad y los clubes se mantienen cerrados. No obstante, a las estructuras establecidas hay que sostenerlas y eso requiere de un soporte económico.

En Paraná, donde las bases de las instituciones deportivas son amateurs, dejando de lado los planteles profesionales existentes, el sustento de los clubes es lisa y llanamente uno solo: la cuota de sus socios.

Los clubes están cerrados y al no prestar el servicio, ya sea social, deportivo o recreativo que ofrecían cotidianamente, la gente no recurre a su entidad, los cobradores de cuotas no visitan los domicilios de las personas y la cadena de pagos en gran porcentaje se ve afectada. Pero las instituciones deben mantenerse y en ese sentido, los dirigentes deben buscarle la vuelta a cómo hacerlo. Es decir, a encontrar la manera de generar esos necesarios ingresos mediante las vías que en otra oportunidad, no eran quizás, las más frecuentes.

DETERMINACIONES

En las instituciones con un caudal de socios más elevado, el sistema de cobro electrónico había sido implementado hace ya algunos años. Nada más que ahora, ese medio debió ser acentuado obligadamente. Esto pasó en el Club Atlético Estudiantes, el Paraná Rowing Club, Patronato, el Atlético Echagüe Club y el Club Atlético Paracao. Asimismo ocurrió en el Club Náutico Paraná, el Club Atlético Talleres, el Club Atlético Olimpia y el Club de Pescadores, entre otros.

En muchos casos, ya estaban implementados los pagos vía débito automático, por lo que en ese marco no hubo modificaciones. Otra gran mayoría ofrece para el pago de la cuota, alternativas digitales como las plataformas de Red Link, Banelco, Pay per TIC o Mercado Pago. O bien, pone a disposición de su gente, el CBU de la cuenta bancaria institucional para recibir por transferencia la suma de cada categoría societaria.

Gustavo Tórtul, presidente de Paracao.

Las redes sociales o la aplicación de mensajería WhatsApp, fueron fundamentales en la notificación de las medidas a tomar en cada lugar.

“Respecto a la cuota social, ya contábamos con alternativas de pagos a través de la página de Link y ahora, estamos dando a conocer nuestro CBU y un mail, para recibir el pago por esa vía y después, para que nos envíen un correo en el que el socio dé cuenta del comprobante y notifique por qué concepto pagó”, indicó el presidente de Paracao, Gustavo Tórtul.

“La situación es durísima, muy complicada y además rara. Tenemos 25 empleados en planta estable a quienes debemos pagarle su sueldo como corresponde. Son 25 familias que dependen del movimiento que tenga el club. Estamos tratando de hacerle saber eso a los socios básicamente. Por el momento el club está cerrado y solo cuenta con el sereno que va a la noche por razones de seguridad y un empleado que vive cerca del club, va a observar cómo está todo cada día”, expresó el titular del CAP. “La idea también es que quien pagaba su cuota deportiva, lo siga haciendo del mismo modo así podemos destinarle ese ingreso a los profes de cada disciplina”, agregó.

A su turno, en consideración del plantel profesional de voleibol y en razón de la suspensión de las competencias de la FEVA, Tórtul dijo: “Ni bien se decretó la primera cuarentena, a los jugadores profesionales del club le dimos libertad de acción y les pagaremos medio mes, ya que estuvieron trabajando hasta el día 15 aproximadamente. Todavía no sabemos cuándo podremos hacer efectiva esa liquidación, pero nos comprometimos y la haremos. Ya devolvimos el departamento que les alquilábamos a algunos jugadores”.

En tanto, mediante un comunicado en sus canales de comunicación, Rowing, además de informarle a sus socios las vías de cobro, destacó: “… Aún en situaciones de excepción general como la que atravesamos todos, el PRC necesita cumplir con compromisos que permanecen y que son imprescindibles para mantener la vida institucional… Apelamos al sentido de responsabilidad de cada uno de nuestros socios para que, en la medida de las posibilidades, utilicen los canales que se han dispuesto para hacer efectivo el pago de la cuota societaria para poder hacer frente al pago de impuestos, servicios y los insumos que se siguen requiriendo para funcionar, incluso cuando no hay actividad en nuestras sedes. Pero especialmente, para abonar los salarios de nuestros trabajadores, que constituyen el principal ingreso para ellos y su grupo familiar”.

A fin de la jornada de este jueves, en un nuevo comunicado, el Paraná Rowing Club informó sobre la promoción que puso en vigencia: quienes paguen la cuota hasta el 15 de abril, obtendrán un descuento del 50% en el abono de mayo.

“Tenemos una gran cantidad de socios adheridos al débito automático pero para quienes pagan a través del mostrador, les brindamos la facilidad para hacerlo mediante transferencia bancaria y se habilitó Mercado Pago para que puedan abonar con crédito o débito, según decidan”, dijo Cecilia Zacarías, secretaria de Talleres.

“Además, iniciamos un tratamiento personalizado vía telefónica escuchando a cada socio para conocer cómo está su situación. Lógicamente, se atenderán las necesidades de cada uno, ya que todos tienen una realidad diferente. Somos conscientes que la realidad, no es la misma para un autónomo, un emprendedor o un empresario respecto a la de un empleado público. De alguna u otra manera, le buscaremos la forma para que si no pueden hoy pagar la cuota societaria, puedan arreglar la situación a futuro”, añadió.

Por su parte, el tesorero del Club Ciclista Paraná, Daniel Velázquez, sostuvo al respecto: “Tanto las cuotas sociales, como la deportiva, las cobrabos a través de home banking, Mercado pago o transferencia. Eso fue al menos, a los que hemos podido avisarles. Esta bastante complicado el tema”, indicó el tesorero del Club Ciclista Paraná, Daniel Velázquez.

La situación, está claro que es muy compleja. Adelantarse y crear herramientas sustentables será la medida con más lógica a utilizar.