Condenaron a un joven que cometió tres delitos en una semana

144
El joven cometió tres delitos en una semana; con juicio abreviado, terminó en la cárcel.

Se le comprobaron cuatro delitos contra la propiedad en 27 días. Los tres últimos los cometió en el transcurso de una semana. Era detenido pero recuperaba la libertad y volvía a cometer un nuevo hecho. La condena que se le impuso fue comprensiva de otra condicional que cumplía por delitos similares por los que fue detenido en los nuevos legajos.

 

REDACCIÓN EL DIARIO | coordinacion@eldiario.com.ar

 

El juez de Garantías N°2, José Eduardo Ruhl, resolvió condenar a Ramón Joaquín Holotte, de 26 años, como autor material y responsable de los delitos de Hurto agravado por escalamiento en grado de tentativa, primer hecho; Hurto en grado de tentativa, segundo hecho; Robo en grado de tentativa, tercer hecho; y Robo agravado por escalamiento en grado de tentativa, cuarto hecho. El juez hizo lugar al acuerdo de juicio abreviado al que arribaron la fiscal Melisa Saint Paul y el defensor público, Jorge Sueldo, que acordaron, con el consentimiento del imputado, la pena de tres años de prisión efectiva, que es comprensiva de la condena de tres años de prisión de ejecución condicional, que el 20 de octubre de 2017 le impuso el Juzgado Correccional Nº 2 de Paraná por los delitos de Robo calificado por fractura y escalamiento en grado de tentativa y Robo simple, cuya condicionalidad se revocó.

En la sentencia, el juez consideró que más allá de la confesión que debe realizar el imputado para acceder al instituto de juicio abreviado, reconociendo los hechos que se le atribuyen y aceptando la calificación legal y el monto de la pena acordados, en el legajo de investigación se encuentran pruebas que acreditan la participación y responsabilidad de Holotte en los delitos que se le imputaron.

El joven fue acusado de que el 14 de noviembre de 2019, aproximadamente a las 20.45, ingresó a una casa ubicada en calle Don Bosco al 400 en Paraná, saltando una reja de aproximadamente tres metros de altura, para luego en el interior de la casa, dirigirse hacia el patio donde tomó unas zapatillas y luego de envueltas en una toalla intentó huir, no pudiendo hacerlo ante el accionar del dueño de casa.

El segundo hecho ocurrió el 3 de diciembre de 2019 alrededor de las 17.40, cuando ingresó a un local comercial en Peatonal San Martín, donde se apoderó ilegítimamente sin ejercer fuerza ni violencia, de dos remeras, las que ocultó entre sus partes intimas, no logrando su cometido ya que una empleada del local advirtió su accionar y llamó a la Policía. El tercer hecho ocurrió cinco días después, el 8 de diciembre de 2019. Ese día, a las 19.30, previo romper la vidriera de una financiera que opera en calle Perú al 100, se apoderó ilegítimamente de dos notebooks, siendo aprehendido a pocos metros del lugar. El último hecho atribuido al joven consistió en que el 10 de diciembre, dos días después del tercer hecho, alrededor de la 1, junto a un cómplice, trepó un tapial perimetral de más de 1.70 metros de altura que resguarda un consultorio odontológico ubicado en Avenida Ramírez y Pérez Colman. Allí, tras romper una persiana de madera de la ventana del frente “con intenciones de sustraer elementos de su interior”, no logró consumar sus intenciones porque un vecino alertó a la División 911, que envió el móvil 808 de comisaría octava. Holotte y su cómplice fueron detenidos en la puerta del lugar.

 

CUADRO PROBATORIO.

En el acuerdo, Fiscalía precisó que “lo que he consignado, valorado bajo el método de análisis antes referido, constituye un cuadro probatorio palmario y suficiente, que confirma objetivamente la admisión de responsabilidad que hiciera –libre y voluntariamente– el propio encausado al iniciar el trámite abreviado”. Además, destacó que “teniendo en cuenta los fines que se le asigna a la pena, para individualizar y dosificar la que corresponde aplicarle al enjuiciado tomo en cuenta como atenuantes que se trata de una persona joven con posibilidades ciertas de reinserción en la sociedad, su precaria situación socio económica, y el reconocimiento de autoría y responsabilidad (de lo) que hace. Como agravantes, computo el antecedente condenatorio que registra y la multiplicidad de hechos atribuidos”.