15.6 C
Paraná
sábado, abril 4, 2020
  • Entre Ríos
Más

    El lunes 17 comienza la distribución de la Tarjeta Alimentar

    El gobernador Gustavo Bordet firmó con el ministro de Desarrollo Social de la Nación, Daniel Arroyo, el convenio para implementar el Plan Argentina contra el Hambre. “La alimentación es clave en un momento de crisis”, dijo y agradeció al Presidente Alberto Fernández por el apoyo a Entre Ríos.

     

    En el Centro Provincial de Convenciones de Paraná, se firmó este lunes el convenio por el cual en 143 municipios y juntas de gobierno de Entre Ríos se entregarán a partir del 17 de febrero, las tarjetas Alimentar a madres o padres con hijos e hijas de hasta 6 años que reciben la Asignación Universal por Hijo (AUH), a embarazadas a partir de los tres meses que cobran la Asignación por Embarazo y a personas con discapacidad que reciben la AUH.

    El ministro Arroyo comentó que a partir del lunes 17 se pondrá en marcha la tarjeta Alimentar. “Es muy importante lo que estamos haciendo y quiero agradecerle al gobernador todo el esfuerzo y la tarea que viene llevando adelante la provincia”, dijo el funcionario nacional y destacó que “hemos trabajado mucho con el gobernador, con la vicegobernadora y con la ministra de Desarrollo Social” en la implementación de esa “tarjeta del Banco Nación que no permite extraer dinero del cajero y sí comprar los alimentos que desea la familia”.

    Luego comentó: “Hacemos tres cruces: las madres que tienen chicos menores de 6 años, las mujeres a partir del tercer mes de embarazo y las personas con discapacidad que tienen Asignación Universal por Hijo”. Y agregó: “Estamos hablando de casi 85.000 niños en toda la provincia de Entre Ríos, casi 45.000 tarjetas, incluyendo Concordia, donde ya se puso en marcha en diciembre pasado. Y además es un movimiento económico de 230 millones de pesos el tercer viernes de cada mes”.

    “Es importante remarcar que se trata de la principal política social que está llevando adelante el gobierno de Alberto Fernández”, afirmó y agregó que “lo he hablado mucho con el gobernador, en un contexto de tanta restricción fiscal, de tantas dificultades, el Presidente ha decidido volcar los recursos del Ministerio de Desarrollo Social para la tarjeta alimentaria que tiene tres objetivos claros: uno es que todos tienen que comer y hacerlo bien. No puede haber hambre en Argentina pero tampoco puede haber mal nutrición. Vamos a insistir mucho, y le pedimos a los medios que nos ayuden: que deben alimentarse con leche, carne, frutas y verduras. Es clave la buena nutrición y es por eso que la madre antes de retirar la tarjeta hace un curso de nutrición que lo trabaja en conjunto la provincia y el municipio”.

     

    ARTICULACIÓN CON TRABAJO

    Arroyo enumeró a continuación: “Lo segundo es que es un gran plan de trabajo. Lo hablábamos también en la reunión con el gobernador. Es economía popular, agricultura familiar, feria, gente que produce alimentos y puede vender y desarrollarse”, sostuvo el funcionario nacional y como tercer punto indicó que “es movimiento económico, puesto que cerca de 230 millones de pesos el tercer viernes de cada mes van a mover la economía de la provincia. Creemos que estamos arrancando por donde se debe hacerlo: todos tienen que comer y empezamos a mover la economía”.

    Consultado sobre si en una segunda etapa se estaría pensando en sumar a los jubilados, respondió Arroyo: “Dividimos la política alimentaria en tres partes: antes de la escuela, en la escuela y después de la escuela. Acá estamos hablando de madres que tienen chicos menores de seis años previo a la escuela, sobre la base de que si un chico come bien va a aprender bien y va a tener oportunidades, mientras que si come mal se va a complicar mucho. Después, cuando completemos esta etapa que será en marzo en todo el país –Entre Ríos es una de las primeras provincias donde vamos a cubrir todo– luego de eso sí vamos a avanzar con otros sectores, pero estamos arrancando por lo principal y es que no puede un niño tener mal nutrición. El partido se juega en los primeros años de vida de un chico y si come mal sus oportunidades se achican y si come bien va a tener buenas oportunidades”.

    Con respecto a los beneficiarios, precisó: “Acá nadie tiene que anotar a nadie. Nadie tiene que inscribir a nadie, no hay ningún tipo de intermediación. Cruzamos la base de datos de Anses”.

     

    CON ENTRE RÍOS

    A su turno, Bordet dijo que el hecho de que Entre Ríos fuera elegida entre las primeras para implementarse “habla claramente del compromiso que ha tenido el Presidente Alberto Fernández para con nuestra provincia, pero también la visión que comentaba el ministro de asignar prioridades y la alimentación es clave en un momento de crisis”.

    “Le agradezco especialmente al ministro Daniel Arroyo, estar nuevamente en nuestra provincia. Ha estado en Concordia en el comienzo de gestión, ya con el lanzamiento de la tarjeta. El resultado de haberlo hecho de esta manera ha sido formidable. He podido constatarlo y hay fehacientes estudios de que ha sido muy bien utilizada la tarjeta y muchas familias se han visto beneficiadas y, tal como lo comentaba recién el ministro, esto genera un circuito de desarrollo en cada una de las localidades donde se va a llegar con la firma de este convenio que son más de 140 municipios en Entre Ríos que van a poder tener esta modalidad”.

    Más adelante, señaló que “es importante el poder de policía que siempre tiene en estos casos el municipio para que pueda actuar rápidamente y corregir cualquier anomalía que se pueda presentar” y que se trabajará para conseguir descuentos en comercios.

     

     

     

    Fondos

     

    El ministro nacional Daniel Arroyo remarcó ayer en Paraná que “no se usan los fondos de los jubilados, sino del Ministerio de Desarrollo Social. Se cruza la base de datos de Anses. Ese organismo informa por un mensaje de texto qué día y hora tiene la madre que retirar la tarjeta. Y previo a eso hacen un curso de nutrición, donde hemos trabajo mucho el gobierno de la provincia, la Nación y los municipios”.

    Mencionó luego que los alimentos se pueden adquirir en aquellos comercios que tengan posnet y que éstos no deben habilitar nada. “Es una tarjeta común del Banco Nación, sólo que no permite extraer dinero del cajero, sí comprar los alimentos que quiere y como quiere la madre. Al retirarlo firma directamente como cualquier retiro de tarjeta que tiene un pin con cuatro dígitos”.

     

     

    Lo más leído