16.9 C
Paraná
domingo, abril 5, 2020
  • Entre Ríos
Más

    “El Plan Argentina contra el Hambre es mucho más que una tarjeta”

    Hoy se firma el convenio para implementar el sistema que beneficiará a alrededor de 70.000 entrerrianos. Los titulares no deben realizar ningún trámite y serán citados por la ANSES.

    Redacción El Diario | coordinacion@eldiario.com.ar

     

    ⊕Entrevista con la ministra de desarrollo social Marisa Paira.

     

    El ministro de Desarrollo Social de la Nación, Daniel Arroyo, estará hoy en Paraná para firmar junto con el gobernador Gustavo Bordet el convenio para la implementación de la Tarjeta Alimentar en Entre Ríos.

    A partir de la suscripción del acuerdo para la instrumentación del Plan en Entre Ríos, en el Centro Provincial de Convenciones, en Paraná, se desarrollarán los respectivos operativos de entrega, desde el 17 de febrero. En Entre Ríos, el programa beneficiará a alrededor de 70.000 personas y los 37.000 plásticos se distribuirán en 143 municipios de la provincia.

    La tarjeta se entrega a madres o padres con hijos de hasta 6 años que reciben la Asignación Universal por Hijo (AUH), a embarazadas a partir de los 3 meses que cobran la Asignación por Embarazo y a personas con discapacidad que reciben la AUH.

    Los plásticos serán entregados por el Banco Nación y no habrá intermediarios, no se podrá extraer dinero en efectivo y el tercer viernes de cada mes se recargará de forma automática.

    Para tener más precisiones sobre la implementación de este programa, EL DIARIO dialogó con la ministra de Desarrollo Social de la Provincia, Marisa Paira.

    “Entre Ríos tuvo la particularidad de que conformamos una mesa interministerial para el Plan Argentina contra el Hambre, donde están los ministerios de Educación, Desarrollo, Salud y Producción”, dijo la funcionaria, no sin llamar la atención sobre el de que “el Plan Argentina contra el Hambre es mucho más que la tarjeta, en cuanto a estrategia de soberanía alimentaria y devolver derechos”. En ese sentido, en nombre del equipo de gobierno que integra Paira consideró que “era necesario establecer una estrategia interministerial sostenida por eso conformamos esta mesa donde hay representantes de las cuatro áreas y son los que tienen a cargo el diseño de la estrategia en Entre Ríos”.

    —¿A quiénes está dirigido el Plan Argentina contra el Hambre?

    —El Plan está dirigido fuertemente a la población de primera infancia, de 0 a 6 años. Embarazadas a partir del tercer mes y personas con discapacidad. Está pensado como un plan de refuerzo alimentario en lo que es la primera infancia. En el caso de nuestra provincia hay además otras estrategias de políticas alimentarias, están los comedores escolares que permiten un acompañamiento nutricional en todos los otros grupos etarios. Tenemos casi 1.000 comedores escolares y además tenemos casi 600 comedores comunitarios en toda la provincia. Todo eso acompaña la estrategia alimentaria. Pero el foco del Plan está en la primera infancia.

    DISEÑOS

    —¿Cuáles son los objetivos de la Tarjeta Alimentar?

    —Es un instrumento que permite garantizar la soberanía alimentaria y que da la posibilidad de consumir determinados tipos de alimentos frescos a través de quien es titular de la misma. También permite hacer un seguimiento y un acompañamiento en ese sentido.

    —¿Cómo se da el acompañamiento?

    —Lo organizamos en esta mesa interministerial con Salud, Educación y Desarrollo. El plan tiene diferentes ejes. Tiene una línea de acción fuerte que es el fortalecimiento de las redes comunitarias. Eso implica la consolidación de esta mesa interministerial, la convocatoria del Consejo Provincial de Argentina contra el Hambre, y todo lo que es el trabajo articulado en territorio entre Educación, Salud y Desarrollo municipal y provincial. También se articula con Copnaf. Otro eje tiene fuerte impronta en lo que es economía social y reactivación de la economía con el apoyo a la producción y comercialización de alimentos a través de los emprendedores y la producción local. En esto se está trabajando para facilitar el acceso a un posnet, a una aplicación que sea gratuita. Eso posibilita el acceso a alimentos frescos en cada localidad.

    —Los comercios deben tener posnet para recibir las tarjetas…

    —Por eso está el Ministerio de la Producción incorporado a la mesa, con la Secretaría de Mercado Interno y la de Dirección de Agricultura Familiar. Empezamos a trabajar en una estrategia como Provincia y parte de esto va a ser el diseño y encarnadura en territorio con cada municipio. Porque cada municipio tiene experiencias diferentes. Algunos tienen funcionando mercados internos o mercados populares, otros no. Se entregan las 37.000 tarjetas y eso va a estar acompañado por un proceso de abordaje territorial para poder asesorar sobre el tipo de alimentos que se pueden comprar y referenciarlos en el municipio local que va a tener a cargo el seguimiento. No es solamente retirar la tarjeta del banco sino que hay todo un proceso de acompañamiento similar a lo que hicimos con la experiencia piloto en Concordia. También hay estrategias para acompañar a personas que no estén incluidas en el listado, por ejemplo porque se les haya caído la AUH por falta de presentación de alguna documentación. O porque tenga la AUH pero tenga chicos de 8 o 9 años y tenga una situación de vulnerabilidad. Estamos para acompañar, recepcionar y atender estas cuestiones. La tarjeta también es una oportunidad para establecer un vínculo ante situaciones de demanda. El eje es por la vía que fuera, la Tarjeta Alimentar o la Tarjeta de Riesgo Social o los comedores escolares poder dar una respuesta donde hay una necesidad respecto al derecho a la alimentación. Se va a hacer un registro nominal de los titulares de derechos en políticas alimentarias que son los que tienen la Tarjeta Alimentar, los niños, niñas o adolescentes que comen en comedores escolares o comunitarios y quienes perciben en nuestra provincia la Tarjeta de Riesgo Social.

    —¿Qué es la Tarjeta de Riesgo Social?

    —Es un programa que la Provincia viene trabajando. Se implementó en estos últimos cuatro años, ante la retirada del Gobierno Nacional en esta materia. A esa tarjeta la vamos a ir trabajando en este proceso de empadronamiento de los titulares de derecho. Posibilitaría un mapeo para poder acompañar mejor e incluso llegar a donde no estamos llegando. El operativo en Concordia tuvo esa característica. Tarjeta de Riesgo Social es un programa provincial que tiene un adicional en los casos de celiaquía, de desnutrición, de niños hasta 14 años, de madres embarazadas y de familias numerosas. Se otorga en la Provincia y en algún punto la absorbe la tarjeta nacional. Si estoy percibiendo la tarjeta de riesgo social y por las franjas etarias voy a ser beneficiaria de la Tarjeta Alimentar, esa tarjeta se absorbe y no la percibo más. Continúa para los casos que están fuera de los requisitos que plantea la Tarjeta Alimentar.

     

    CONCORDIA

    —¿Cómo fue el funcionamiento del operativo en Concordia?

    —El funcionamiento del operativo fue excelente. Fue un trabajo muy aceitado entre Nación, Provincia y Municipio. Sirvió de modelo para otras estrategias. Fue un procedimiento que cuidó mucho a la persona. El que ingresaba era acompañado y asesorado por alguien en un lugar cuidado, inmediatamente se le entregaba la tarjeta sin dilaciones y contaba con toda la información. Hasta aquél que por sus características no pudo ser incorporado se abordó entre Provincia y Municipio específicamente cuál era la problemática y cómo atenderla. En la carpa atendimos cerca de 200 personas que se fueron reordenando y lo más importante que se pudo hacer una intervención.

    —Hubo denuncias contra comercios que cobraban recargos o comisiones…

    —Hubo denuncias. En el caso de Concordia hicieron una ordenanza municipal para sancionar a los comercios por ese tema, por cuestiones que no correspondían como por ejemplo hacer recargos. El control está a cargo de los municipios pero nosotros estamos trabajando con el Ministerio de la Producción con Defensa del Consumidor para poder asesorar en eso a los municipios. Es importante lo que se pueda trabajar con los comerciantes de cada localidad previo a las entregas de las tarjetas y el seguimiento posterior.

     

    SIN TRÁMITES

    —¿Los beneficiarios tienen que hacer algún trámite previo a recibir la tarjeta?

    —Los beneficiarios no tienen que hacer ningún trámite. Los listados son definidos por ANSES y notifica a los beneficiarios. ANSES hace la convocatoria. A quienes son beneficiarios de acuerdo a las características del programa les va a llegar la notificación de ANSES. La entrega se hace en forma articulada entre el Municipio, el Ministerio de Desarrollo y el Banco Nación que entrega directamente la tarjeta. Con la tarjeta no se puede comprar en cuotas ni extraer dinero. Los depósitos son de $ 4.000 si hay un hijo, y de $ 6.000 si hay más de uno.

    —¿Se pueden hacer compras parciales o debe ser por la totalidad?

    —Las compras se hacen como con cualquier tarjeta de débito. Puedo gastar los $ 4.000 pesos en un día o puede ser escalonado. Lo que no puedo hacer es comprar en cuotas.

    —¿Los comercios no pueden poner ningún tipo de comisión ni recargo?

    —Los comercios no pueden poner recargos ni comisiones. Un titular de Paraná la puede usar en Cerrito o Gualeguychú u otro lugar en cualquier comercio que tenga posnet. Decimos que el plan va a dirigido a una mejor ingesta de alimentos de la población beneficiada. Más alimentos frescos, más frutas, más leche, más carne, que puedan ser prioridad las legumbres. El armado de mercados populares y ferias de alimentos frescos, que además a veces tienen un costo menor, es importante. Por un lado, reactiva el comercio local y por el otro implica la llegada a un alimento de mejor calidad nutricional para el grupo familiar.

     

    Habrá talleres

    —¿Cómo se va a hacer ese acompañamiento?

    —En esas 143 localidades se van a hacer los operativos de entrega Y de asesoramiento a partir del lunes 17 hasta el último día hábil. No son capacitaciones. Son espacios de talleres gratuitos que se ofrecen. En Concordia lo hicimos. Se sigue un circuito. La persona ingresa, se corrobora el dato, se acompaña a la persona hasta el lugar donde efectivamente se le entrega la tarjeta. Y luego tiene la opción de distintos talleres sobre alimentación saludable, manipulación de este tipo de alimentos, sobre calidad nutricional.

    En Buenos Aires se hizo una experiencia donde estos lugares no eran obligatorios y fue importantísimo el número de mujeres que se acercaron. Hay folletos que se entregan y después quedan abiertos esos espacios. La gente es citada por horarios y por eso la fluidez y la circulación es importante, con un respeto por la persona y su tiempo de espera. En Concordia pusimos mucho la mirada en poder cuidar la persona, la mayoría mujeres con niños.

    ¿Quiénes reciben la Tarjeta Alimentaria?

    La Tarjeta Alimentar está destinada a madres y padres con hijos e hijas de hasta 6 años que reciben la Asignación Universal por Hijo, embarazadas a partir de los tres meses y personas con discapacidad que reciben la AUH.

    El uso de la Tarjeta Alimentar queda habilitado a partir de su entrega, sin necesidad de otro trámite o validación. La tarjeta ya tiene cargado el monto directamente y se puede usar. Los montos se acreditan el tercer viernes de cada mes.

    El monto está calculado de acuerdo a lo que es el consumo de una familia durante un mes y al fortalecimiento nutricional.

    ANSES avisa por teléfono o mensaje de texto los días y horarios de los operativos.

    No es necesario realizar ningún trámite previo a la adjudicación de la tarjeta. El listado de los titulares se elabora en base a los datos que tiene ANSES de los beneficiarios de la AUH.

     

    Tarjeta Alimentaria: Arroyo firmará el lunes un convenio en Paraná

     

     

    Lo más leído