Recomiendan revisar conexiones de desagües a la red cloacal

85
Obras Sanitarias recomienda revisar las conexiones y eventualmente realizar las reformas correspondientes, para cumplir con las normas vigentes.

El gran caudal de agua proveniente de patios y techos en jornadas de lluvia colapsan el tendido de líquidos cloacales. Esto puede provocar anegamientos con aguas servidas en el interior de las viviendas o el levantamiento de las tapas de las bocas de registro, en las calles.

 

Desde la Subsecretaría de Obras Sanitarias de la Municipalidad de Paraná se recuerda que está prohibido conectar los desagües pluviales de techos y patios a la red cloacal, conforme el reglamento vigente sobre el uso de los servicios públicos sanitarios previsto en la Ordenanza Nº 4948 y modificaciones posteriores.

En días de lluvias, la red cloacal recibe un aluvión de agua de lluvia que supera su capacidad de transporte. Al resultar afectado el funcionamiento del sistema con desbordes, hay hogares que sufren anegamiento de aguas servidas en su interior; al mismo tiempo, en la vía pública el colapso ocasiona el levantamiento de las tapas de las bocas de registro, conformando un serio riesgo en el tránsito en la vía pública. Además, tal presión de importantes volúmenes de aguas y de acumulación de sedimentos es uno de las principales causas de roturas de las cañerías colectoras.

Cuando se registran intensas precipitaciones, Obras Sanitarias debe encarar operativos de emergencia para atender tanto la demanda de los usuarios por obstrucciones en las cañerías de recolección de líquidos cloacales, como la recolocación de las tapas de bocas de registro en las calles, que se desplazaron o levantaron debido al colapso de la red.

Debido a estas situaciones recurrentes, desde el municipio se reitera la normativa vigente y se recomiendan los consejos a la comunidad para colaborar y evitar problemas en la prestación del servicio.

* Los desagües pluviales no se deben conectar a la red cloacal. Esa situación satura la capacidad de conducción de las cañerías cloacales, que no están dimensionadas para recibir el agua de lluvia, muy superior a las descargas domiciliarias.

* La red cloacal solo debe recibir líquidos provenientes de baños, cocinas y lavado de ropas.

* Por otro lado, los desagües pluviales –patios y techos- deben terminar en las calles.

Las conexiones irregulares son pasibles de sanciones, de acuerdo con las normas vigentes. Por tal motivo, Obras Sanitarias recomienda revisar las conexiones existentes en los hogares, y eventualmente hacer las modificaciones correspondientes.