25 C
Paraná
viernes, febrero 21, 2020
  • After News
Más

    Eminem homenajea a Spinetta

    Una canción de Pescado Rabioso de 1972 es la base del nuevo tema del rapero norteamericano, “Stepdad”.

    Mientras Buenos Aires dormía, esta misma madrugada, en el hemisferio norte, Eminem, una de las voces más significativas del hip hop desde hace veinte años, sorprendía a sus fans subiendo sin aviso el álbum Music To Be Murdered By a las plataformas digitales. Para la mayoría pasó desapercibido que el track 12 llamado “Stepdad” (padrastro) samplea el riff y usa la melodía de “Ámame Peteribí”, la canción que cerraba el primer disco del legendario álbum doble conocido como Pescado 2, de Pescado Rabioso, editado originalmente en vinilo en 1973.

    Donde la letra de “Ámame Peteribí” (firmado Cutaia-Black-Spinetta) decía “Amame peteribí, ama siempre/Amame peteribí, ama siempre”, Eminem o Slim Shady canta sin vueltas: “I, I hate, my, my stepdad” (Yo odio a mi padrastro). Como el rapero caucásico lo hizo antes, la métrica aplica impecable sobre la base original aunque la inversión de sentido es notoria. De un eco-mantra pos psicodélico a una declaración de odio familiar virulenta de las que Eminem ha hecho una marca de estilo borrando las fronteras entre la estrella pop y la persona. De “Amame” a “I hate”, de las promesas de la contracultura a la tirria nihilista de uno de sus hijos más díscolos.

    [embedded content]

    “Stepdad”

    No es la primera vez que una canción del período fundamental de Spinetta pasa a formar parte del inabarcable catálogo de samples del hip hop. A Tribe Called Quest había usado “Ruido de Magia” (1976) de Invisible en “Dis Generation” (2016) y Flyng Lotus se montó en “Gone Fishing” (2012) sobre “A estos hombres tristes” (1969) de Almendra. Ahora, con esta impactante apropiación, resulta todavía más sugestivo que el álbum anterior de Eminem se hubiera llamado Kamikaze, tal como el opus acústico que Spinetta había editado en 1982.

    “Stepdad” fue producida por el mismo Eminem, The Alchemist (un rapper y DJ que colaboró con Nas y Kendrick Lamar, entre otros) y Luis Edgardo Resto, un tecladista de origen latino que co- compuso con Eminem “Lose Yourself”, la canción que ganó un Oscar por la película “8 Mile”, y trabaja junto al rapero desde su tercer álbum, “The Enimem Show”. Luis Resto nació en Detroit en 1961, lo que haría bastante posible su acercamiento a la música de Pescado Rabioso al menos en términos generacionales. De todos modos, no hay aún información disponible sobre cómo una canción oscura de Pescado Rabioso pudo llegar a oídos y voz de Eminem.

    El temprano rock argentino había quedado afuera incluso en los rescates que David Byrne hizo de escenas periféricas y subordinadas en los 90 (Os Mutantes, la cumbia psicodélica peruana). Este sample lo pone en su lugar como un yacimiento de maravillas sónicas. Como sucede con el mejor hip hop, las apropiaciones resignifican el material original al punto que se hace difícil volver a escucharlo sin tener en mente la reconstrucción digital. El caso emblemático con Eminem es el de su primer hit, “Stan”, donde sampleaba un compás de “Thank You” de la entonces casi desconocida Dido.

    [embedded content]

    “Petiribí”, Pescado Rabioso

    Los productores de hip hop practican verdaderas biopsias sobre otras músicas al punto de extraer muestras (samples) que en el montaje revelan toda su potencia. Sucede también con “Petiribí”, cuyo obsesivo unísono de guitarra, piano y voz adquiere vida nueva como plataforma para el veloz staccato del siempre polémico Eminem. “Petiribí” se integra además por contexto en el nuevo álbum de Eminem que toma su nombre del único disco que Alfred Hitchcock grabó con monólogos en 1958. El uso de armas y los tiroteos masivos sucedidos en Estados Unidos están en el foco del nuevo álbum de Eminem y la música de Pescado Rabioso, en el primer y segundo disco, está impregnada de la violencia política que se había instalado en la Argentina a partir de 1970. Basta recordar la secuencia ficcional donde un comando parapolicial dispara sobre el estómago del bajista David Lebón en la película “Rock Hasta que se ponga el sol” (Aníbal Uset, 1972).

    “Ámame Peteribí” cerraba el primer disco de Pescado 2 y en el libro que venía junto con el álbum, Spinetta escribió: “Cuando hacemos Peteribí en vivo decimos que la letra es corta pero el contenido es largo (.) Los cuerpos son árboles. Las mentes son árboles insertos en la tierra, bebiendo el mar, respirando el cielo y heredando las flores”. Más allá de su relación con el género a partir de Illya Kuryaki & The Valderramas, donde su hijo Dante lo puso al día con la última escena significativa de la cultura pop, es difícil que Spinetta hubiera imaginado a “Peteribí” como base para una música de hip hop odiosa, centrada en una figura paterna despreciable.

    Por excentricidad, lo más parecido al sample de Pescado Rabioso por Eminem a caso sea lo que Kanye West hizo en “Drunk and Hot Girls” del álbum “Graduation” (2007) donde usó una melodía lisérgica de los alemanes Can como leit motiv. En 2019, West había utilizado un fragmento de “Martín Fierro” del folclorista argentino Chango Farías Gómez para su track “Closed on Sunday” del álbum “Jesus is King”.

    “Stepdad” fue posteada en You Tube el jueves y para la mañana del viernes tenía 68.574 visualizaciones. El hilo de los comentarios parece una sesión de cyber-terapia masiva donde los usuarios se reconocen en el matrato o la mala relación que tuvieron con sus padrastros. Apenas dos entre más de 500 comentarios repararon en el uso de la canción de Pescado Rabioso. Una de aquellas que solo los iniciados en el hermético culto spinettiano reconocen y cuya melodía sinuosa acaso ahora sea coreada por millones en todo el mundo siguiendo a un artista que, justamente, puede describirse como rabioso.

    Lo más leído