22.1 C
Paraná
lunes, agosto 3, 2020
  • Internacionales
  • Nosotros
Más

    Tiroteo en un cementerio de Nueva Jersey: seis muertos

    El episodio continuó, luego, en un supermercado. Entre los fallecidos hay un efectivo de la fuerza. “Nuestros agentes estuvieron bajo fuego por horas”, dijo el gobernador, Phil Murphy.

    Al menos seis personas murieron este martes como consecuencia de un tiroteo entre policías y presuntos delincuentes en Nueva Jersey.

    Fuentes policiales informaron que entre los fallecidos hay un oficial de policía de 39 años y padre de cinco hijos y dos posibles criminales.

    “Nuestros pensamientos y oraciones están con los hombres y mujeres del Departamento de Policía de Jersey City, en especial con los oficiales baleados durante este enfrentamiento, y con los residentes y escolares resguardados”, sostuvo el gobernador de Nueva Jersey, Phil Murphy.

    Asimismo, agregó: “Confío en nuestros profesionales de la aplicación de la ley para garantizar la seguridad de la comunidad y resolver esta situación. Hoy honramos su valentía y los sacrificios que ellos y sus familias hacen por nuestras comunidades”.

    De acuerdo a voceros policiales, el tiroteo se produjo en un cementerio, donde el policía fue asesinado y continuó en un supermercado kosher, donde se hallaron otros cinco cadáveres, señaló el jefe de policía de Jersey City, Michael Kelly, quien añadió: “Nuestros agentes estuvieron bajo fuego por horas”, afirmó.

    Si bien no se difundieron los motivos por los cuales se originó la balacera, se presume que el agente muerto trató de detener a los delincuentes.

    Asimismo, el director de Seguridad Pública de la ciudad, James Shea, afirmó que las autoridades creen que la masacre no fue un acto de terrorismo, pero que la investigación permanece abierta.

    Otros dos agentes resultaron heridos y poco después fueron dados de alta del hospital, indicaron las autoridades.

    Los disparos comenzaron por la tarde en esa ciudad, de alrededor de 270.000 habitantes, ubicada del otro lado del Río Hudson desde la Estatua de la Libertad.

    Entre los heridos, hay un agente que recibió un balazo en el hombro y dos más resultaron lesionados por esquirlas.

    El colegio Sagrado Corazón, situado cerca de la zona en la que se produjo el tiroteo, fue cerrado por motivos de seguridad, pero todos los empleados y alumnos se encontraban bien, según un comunicado de la arquidiócesis de Newark.

    Equipos del escuadrón táctico SWAT, agentes de la policía federal y estatal, acudieron al lugar, y la policía bloqueó la zona que, además de la escuela y el supermercado tiene algunas tiendas y una peluquería.

    Lo más leído