36.1 C
Paraná
martes, noviembre 24, 2020
  • Paraná
  • Nosotros
Más

    Megacausa: Testigos describieron la relación del MOV con el varisquismo

    Cuatro mujeres describieron la relación entre el Movimiento Vecinalista del Oeste (MOV) y el sector que lidera el intendente Sergio Varisco. Una de las expresiones de aquel vínculo estaba en cabeza de Fernanda Orundes Ayala, ex pareja de Daniel Celis, alias Tavi, que está acusada de desempeñar el rol de asistente colaboradora en la causa avioneta narco.

     

    Redacción EL DIARIO / [email protected]

    Cuatro mujeres dieron precisiones de la relación que tenía el Movimiento Vecinalista del Oeste (MOV) y el sector que en la Alianza Cambiemos lidera el intendente de Paraná, Sergio Varisco.
    Las mujeres fueron citadas como testigos de concepto por la defensa de Fernanda Orundes Ayala, ex pareja de Daniel Celis, alias Tavi, sindicado como el nexo causal entre las causas Avioneta narco y Municipio narco. Orundes Ayala está acusada de desempeñar el rol de asistente colaboradora en la primera causa.

    Política

    En primer lugar, Verónica Paola Céspedes, vecina de Orundes Ayala, recordó que entre 2016 y 2017 vivía en el barrio Paraná XVI. Sostuvo que pasaba por una difícil situación económica.
    Orundes Ayala la ayuda con bolsones, guardapolvos y útiles escolares de los que dijo no saber de dónde los obtenía aquella, añadiendo que “no le alcanzaba”.

    Sin embargo, respecto del origen de la ayuda, arriesgó “creo que de la Municipalidad”. Céspedes, que estaba inscripta en el programa Ellas Hacen, no recordó la fecha en las que recibió las ayudas que le proporcionó Orundes Ayala. Sí dijo que “Fernanda trabajaba en la municipalidad, pero no sé en qué lugar”.

    La testigo, que sostuvo no saber cómo entró la imputada a trabajar en el municipio, recordó que el MVO “andaba en la política, andaban en eso, apoyando a Varisco. Daban ayuda a mucha gente en el barrio”.

    Céspedes recordó que conoce a Orundes Ayala desde hace mucho tiempo, aunque no pudo precisar de cuánto. Expresó que Orundes Ayala trabajaba, al momento de recibir la ayuda, desde hacía “tres años, más o menos, en la Municipilidad”.

    También dijo que iba a buscar la ayuda, guardapolvos y demás, a la casa de aquella, que no sabía quién llevaba las cosas a la casa de Orundez Ayala y que a la vivienda “iba mucha gente a pedir bolsones”.

    Ayuda

    A su turno, Patricia Alejandra Sandoval, indicó que entre 2016 y 2017 Orundes Ayala la ayudó con “el techo y materiales y bolsones”, añadiendo que “los sacaba de calle San Juan”.

    La ayuda se prolongó durante tres años. La testigo sostuvo que la imputada trabajaba en la Unidad Municipal Nº2, que no es la que corresponde a su barrio, agregando que no sabe qué unidad es la del suyo. Sandoval opinó que Orundes Ayala “es una buena persona”.

    La testigo manifestó que “Orundes Ayala hacía política, por eso tenía los bolsones. Hacía política para Sergio varisco”. Añadió que “le buscaba gente para que lo vote y le daban bolsones”, ayuda que cesó después del inicio de la causa penal.

    Sandoval recordó que la relación con Orundes Ayala comenzó porque ésta la ayudaba mucho a su madre, ayuda que luego se la trasladó a ella.

    La testigo sostuvo que “cuando recibía los bolsones, tenía que firmar un recibo”. También reiteró que la ayuda cesó cuando Orundes Ayala quedó involucrada en la causa.

    Recordó que los bolsones los recibió durante la campaña para las elecciones de 2015, no obstante agregó que también se los daban “cuando iba a pedirlos”.
    Así, indicó: “Me dieron dos o tres veces antes de las elecciones. Después de que fue intendente Varisco, también”.

    Existencia

    Silvia Ferreyra recordó que vivía en barrio Paraná XVI durante el bienio 2016-2017, época en que su “situación económica era mala”.

    Recordó que conoció a Orundes Ayala en el barrio, donde la ayudaba con mercadería puesto que aquella “trabajaba en la Municipalidad”.

    En este sentido, al ser consultada sobre sí sabía de dónde salía la mercadería que recibía, respondió: “Supongo que la mercadería era de la Municipalidad”.

    Así, señaló que “existía un movimiento, el vecinal del oeste. Orundes Ayala tenía que ver con el MVO”, aunque dijo que ella no. Ferreyra manifestó que Orundez Ayala fue la única que le dio ayuda.

    También indicó que ella tiene una pensión por discapacidad, añadiendo que la mercadería que recibía se la entregaba Orundes Ayala en la casa.

    La testigo sostuvo que en una oportunidad la imputada hizo un relevamiento y le hizo firmar una documental. Finalmente sostuvo que “el MVO ayudaba a la gente, pero no sé para qué candidato trabajaba”.

    Firma

    Marikena Noemí Cáceres también vivía en el período 2016-2017 en bario Paraná XVI y, como las testigos anteriores, su situación económica era “muy mala”. Cáceres recordó que era vecina de Orundes Ayala y que ésta la ayudaba con bolsones de mercadería que aquella se los entregaba en su casa.

    Indicó que la imputada trabajaba en la Municipalidad y obtenía de allí la mercadería. La testigo sostuvo que “varias veces” recibió ayuda y añadió que al recibir la mercadería, “tenía que firmar un recibo”.

    Cáceres también consideró a Orundes Ayala como “una buena persona”. La testigo expresó que Orundes Ayala trabajó en la campaña política del intendente Varisco en 2015, añadiendo que ella no tenía que hacer ninguna contraprestación por los bolsones.

    Facturas

    Celestino Alcides Pross conoció a los hermanos Omar Horacio Ghibaudo, José Raúl Ghibaudo por la actividad agropecuaria. El testigo tenía un frigorífico y recordó que le compró animales a los hermanos. El testigo refirió que conoce a los imputados en la causa Avioneta narco desde hace 20 años.

    La defensa de los hermanos pidió incorporara como prueba facturas de algunas de las operaciones que realizaron antes de quedar vinculados a la causa. Pross opinó que los Ghibaudo “son buenas personas” y sostuvo que desconocía “totalmente” que alquilaran el campo para fumigación.

    Gustavo Teodoro Giarda, que conoció a los hermanos por su rol de gerente en una sucursal bancaria, dio precisiones de las operaciones que realizaron los imputados. Refirió que eran transacciones comunes, de rutina para la actividad agropecuaria, especificando que se trató de asistencia momentánea, en alguna oportunidad, para financiar algún descubierto que era cubierto con el cobro de la venta de algunas cabezas de ganado. Al igual que en el caso de Pross, la defensa presentó documental que acreditaría las transacciones bancarias.

    Megacausa: otra vez en jaque las escuchas telefónicas

    Lo más leído