24 C
Paraná
jueves, noviembre 21, 2019
  • Política
Más

    Macri llamó a dar vuelta la elección

    “Tiene que ser la elección de mayor asistencia desde 1983, por eso, todos a votar!”, expresó en el acto donde también estuvieron la gobernadora bonaerense, María Eugenia Vidal, y el jefe de gobierno porteño, Horacio Rodríguez Larreta.

     

    El presidente Mauricio Macri llamó ayer a «dar vuelta la elección» en los comicios del 27 de octubre, y pidió «decirles a los que están enojados o que estén dudando que los necesitamos, no yo como persona, sino todos los argentinos», porque «se define la Argentina en la que queremos vivir». En un multitudinario acto de la marcha «Sí, se puede» en el Obelisco porteño, el jefe de Estado afirmó que «juntos tenemos futuro y vamos a dar vuelta la elección».
    Acompañado en el escenario por el candidato a vicepresidente de Juntos por el Cambio, Miguel Pichetto, y su esposa, Juliana Awada, Macri sostuvo que «el domingo 27 es la elección real «y manifestó que «no es cualquier elección, porque define nuestro presente y futuro en muchos años». En ese sentido, pidió «salir a convencer a los que todavía están dudando».
    Macri, quien pidió «fiscalizar» los comicios, destacó: «demostramos que podemos tener políticas asistenciales sin clientelismo», y que «se puede gobernar mostrando el futuro que podemos construir». «Se viene una etapa de crecimiento, de mejor trabajo y de alivio para los argentinos», prometió desde el escenario montado en la avenida 9 de Julio y Lavalle.
    Asimismo, afirmó que «somos una mayoría que muchas veces miramos en silencio, con miedo a la política, dejando el país en manos de unos pocos que fueron por todo, hasta por nuestra libertad». «Pero por suerte fuimos despertando, diciendo basta, hasta acá llegaron», afirmó.
    El presidente, que busca su reelección, saludó al comenzar el acto a «los compañeros venezolanos que nos acompañan, que defienden los valores que en su país perdieron». La marcha en el Obelisco se replicó en ciudades del interior del país, como Tucumán, Mendoza, San Luis y Bahía Blanca. También se realizaron marchas en ciudades del exterior, entre ellas, Roma, París, Madrid, Miami, Montevideo y Río de Janeiro.
    En una demostración de fuerza frente al candidato del Frente de Todos, Alberto Fernandez, en la marcha predominaron los cánticos, las remeras y los carteles con frases alusivas a que “la elección se da vuelta” a favor de Macri.
    En un marco de entusiasmo, la mayoría de los simpatizantes macristas coincidieron en expresar también en diálogo con los medios que “Mauricio, puede dar vuelta la elección. Estoy convencido de eso”, repetía una y otra vez el público de distintas edades y procedencias.
    Macri ingresó al escenario montado frente al Obelisco caminando varios metros por Diagonal Norte hacia la avenida 9 de Julio junto a su esposa Juliana Awada y su compañero de fórmula Miguel Pichetto, y recibió los primeros aplausos cuando afirmó que “resolver los problemas lleva tiempo”.
    El clímax del acto fue cuando Macri comenzó con un ida y vuelta con los manifestantes, a los que les preguntó sobre la importancia de la honestidad; la educación y el trabajo; la integración al mundo; la lucha contra los narcos; la corrupción en la obra púbica; y la independencia del Poder Judicial, que culminó con el grito de la multitud de “Justicia”.
    “Hoy estamos haciendo Patria”, dijo efusivamente Macri, también instó a sus seguidores a «fiscalizar» los comicios del domingo de la semana que viene y recibió en coro una respuesta afirmativa.
    Uno de los momentos que despertó risas fue cuando el mandatario hizo referencia al sobrenombre con el que lo llaman sus opositores. “Estoy contento de que me bautizaron ‘gato’ porque me rejuvenece”, dijo y luego le dio un beso a la primera dama.

    Los testimonios

    A diferencia de otros actos de la marcha del ‘Sí, se puede’, -que realizó en distintas ciudades del país- este sábado soleado se vieron en el Obelisco varios carteles con el «dedo acusador», en referencia a Fernández, cuando se realizó el primer debate de los candidatos presidenciales en Santa Fe. Además, entre los cánticos, expresaron que no fueron al acto «llevados en colectivos ni por el choripán». También en contra del kirchnerismo y entonaron consignas contra la corrupción.
    “Los kirchneristas no pueden volver más. Se robaron todo y ahora está en juego la democracia y el futuro de nuestros hijos”, señaló una jubilada de Caballito que mostró su celular en referencia a la polémica también surgida en el debate.
    En tanto, una joven estudiante de San Isidro, acompañada de sus padres, afirmó que apoya la reelección de Macri porque quiere “vivir en libertad y en una República con justicia y libre de corrupción”.

     

    Lo más leído