Economía, Política, Sociedad

Naftas: dudas por el congelamiento

Hay preocupación por las estaciones de bandera blanca, ya que tendrán congelados los precios en los surtidores pero no se sabe qué pasara con los valores a que comprarán los combustibles.

 

El jueves finalmente se oficializaron  los anuncios formulados por el presidente Mauricio Macri entorno al  precio de los combustibles  ya que fueron publicados  en el Boletín Oficial de la República Argentina a través del Decreto de Necesidad y Urgencia  N° 566/2019 que establece el congelamiento del precio de los combustibles por 90 días.

Consultado sobre cuáles serían los reales alcances de la medida en el territorio provincial, el secretario de la Cámara de Estaciones de Combustibles y Anexos de Entre Ríos, Osvaldo González, explicó: “En principio sabemos que es por 90 días, hasta el próximo 7 de noviembre. No tenemos muchas precisiones más que eso, que se congelan los precios”.

“Para nosotros  es una estrategia que se adopta para poder palear un poco todas estas situaciones que se están dando  en lo económico financiero que también ayudará para traer un poco de calma a los otros precios que se mueven cada vez que el precio del combustible se mueve”, recalcó.

“Lo que nos preocupa o por lo menos nos tiene inquietos,  es saber de qué manera se va a aplicar este congelamiento porque ya hemos atravesado en otros momentos por iguales disposiciones y la experiencia nos indica que en la mayoría de los casos las petroleras terminan poniendo cupos de entrega a las estaciones de servicio lo cual genera  un problema muy serio de abastecimiento y termina provocando que las estaciones se queden sin producto para vender”, advirtió.

“Aclaro que es muy apresurado decirlo ya y que deseamos que no suceda,  pero sí es nuestra obligación advertirlo porque es una situación que las petroleras pueden  plantear en cualquier momento sin tener nosotros, como estacioneros, ninguna posibilidad de modificarlo”, recalcó.

 

Bandera blanca

 

Un sector que  observa con preocupación la implementación del congelamiento de precios del combustible es el de las estaciones de bandera blanca, que son aquellas que no trabajan con una petrolera en particular y que compran el combustible en el mercado mayorista.

Al respecto González señaló: “Ellos van a tener el precio del surtidor congelado, por los alcances del decreto, pero descontamos que  también quedarán congelados los precios  para la compra del producto  a los mismos valores que estaban vigentes hasta el 9 de agosto porque si ello no sucede entrarán en una situación realmente incierta”.

Finalmente, González declaró: “Desde la Cámara de Expendedores de Entre Ríos esperamos que las estaciones blancas  puedan estar en las mismas condiciones de aquellas  que están  operando con alguna bandera”.

 

Inquietudes

La Confederación de Entidades del Comercio de Hidrocarburos y Afines de la República Argentina (CECHA) también fijó su posición sobre el congelamiento de precios de combustible. “El congelamiento de precios por 90 días decretado por el gobierno nacional  es tomado positivamente por la a los efectos de dar la tranquilidad al público usuario y se compromete a que en dicho periodo serán mantenidos los precios en el surtidor vigentes hasta el  09 de agosto. El efecto de esta medida, necesariamente debe complementarse con la provisión adecuada de combustibles a las estaciones de servicios cuyos proveedores habituales deben cumplimentar lo establecido por el articulado del decreto de necesidad y urgencia de referencia”, recalcaron.

Asimismo, hicieron notar: “Seguramente deberán pasar unos días hasta tanto el mercado vaya adecuándose  a esta nueva coyuntura, y desde luego que aparecerán inquietudes y reclamos que deberán ser resueltos responsablemente con la participación de todos los actores  que intervienen directa o indirectamente en la comercialización de los combustibles”.

Entre sus considerandos el decreto hace referencia a la Ley 26.741/12 – por medio de la cual se buscó asegurar el autoabastecimiento de hidrocarburos y se creó el Consejo Federal de Hidrocarburos- para garantizar el normal desenvolvimiento de la actividad haciendo hincapié en la  protección de los intereses de los consumidores relacionados con el precio, calidad y disponibilidad de los derivados de hidrocarburos, protección que desde CECHA consideraron “indubitables asumiendo, además,  la responsabilidad que se nos confiere en tanto anoticiar a la Secretaría de Energía de la Nación sobre cualquier anomalía que se pudiera detectar, fundamentalmente en cuanto a  la disponibilidad del producto”.