34.5 C
Paraná
domingo, enero 19, 2020
  • Paraná
  • Cultura
  • Sociedad
Más

    “Moreira Delivery” llega al Ciclo Cultural en las Unidades Penales de Paraná

    La cuarta función del año del Ciclo Cultural en las Unidades Penales N°1 Juan José O’Connor y N°6 Concepción Arenal, con la puesta en escena de “Moreyra Delivery”, del actor rosarino Pablo Felitti se concretará hoy con dos funciones que tendrán lugar esta tarde a las 15 y a las 18 respectivamente.

    La presentación es una invitación del Programa Universitario de Prácticas Integrales en Cárceles (PUPIC), en el marco de la labor que realizan los equipos extensionistas del Área de Comunicación Comunitaria de la Facultad de Ciencias de la Educación (FCEdu) y de la Facultad de Trabajo Social (FTS) de la UNER.

    En esta oportunidad, se podrá apreciar una mirada actual del clásico gauchesco del escritor argentino Eduardo Gutiérrez – Juan Moreira-, en la adaptación  de Felitti, quien propone: “En moto o a caballo, con un facón o una nueve milímetros, bajo el cielo estrellado del campo o la maraña de cables y luces del Conurbano, escuchando un rezongo de guitarras o una cumbia, con botas o zapatillas; pero siempre huyendo, siempre al margen, signado por el mismo destino trágico. Alguien dijo una vez que hay mil Moreiras, y seguirán apareciendo”.

    La dramaturgia y actuación de “Moreira Delivery” es de Pablo Felitti, dirigido por Hernán Peña.

    El Ciclo Cultural del PUPIC presenta una programación mensual que nutra  la mirada de lxs estudiantes y talleristas, a partir de obras de teatro, musicales, de narración y otras artes escénicas. Estas dos funciones son posibles gracias al auspicio de la Secretaria de Turismo y Cultura de la provincia, a las gestiones de las Áreas Educativas de las Unidades y a las escuelas Vicente Fidel López y Amanda Mayor.

     

    LA HISTORIA

     

    La historia que se narra en “Moreira Delivery” tiene como protagonista a Juan, un joven de aproximadamente 30 años de edad que debe abandonar su ciudad natal para huir de la policía. Instalado en el Conurbano Bonaerense, y a instancias de Vicenta con quien forma pareja, consigue trabajo como cadete en una farmacia y hasta una moto.

    Don Francisco, el influyente «protector» de Vicenta, le pide que a cambio de los favores recibidos, realice un trabajo sucio por encargo. Juan se niega. Su decisión lo lleva nuevamente a vivir en la clandestinidad y a transformarse en justiciero de los excluidos. Su mediática muerte lo convertirá en mito.

     

    Contextualizada con elementos contemporáneos y ambientada en el presente, la puesta reconstruye el texto que dio origen al teatro criollo.

     

     

    Lo más leído