Judiciales, Paraná, Policiales, Sociedad

Condenaron a cinco años de prisión al acusado de robar junto a un menor

Alexander David Rodríguez, de 24 años, fue condenado como autor del delito de robo calificado por el uso de arma. Enfrentaba una pena de siete años pero la jueza entendió que no se configuró el agravante por la participación de un menor de 18 años. Manejaba el auto del que descendió un chico de 16 años que golpeó a otro con un hierro y le robó el celular.

 

Redacción El Diario | coordinacion@eldiario.com.ar

 

La vocal del Tribunal de Juicio y Apelaciones, Carolina Castagno, resolvió condenar en fallo de primera instancia, a Alexander David Rodríguez, de 24 años, a cinco años de prisión por el delito de Robo agravado por el uso de arma.

La jueza concluyó que el joven desempeñó el rol de coautor del violento desapoderamiento de un celular a un chico de 16 años, que fue perpetrado por otro de la misma edad que iba en el auto con Rodríguez.

Castagno desestimó, tras analizar la prueba documental y testimonial del legajo, la hipótesis de los defensores Leopoldo Cappa y José Velázquez, que sostuvieron que su defendido no estaba al tanto de las intenciones del menor que iba con él en el auto.

Así, dio por probada la de los fiscales Paola Farino y Franco Bongiovanni, pero entendió que no se configuró el agravante de la utilización del menor al que se instigó a cometer un delito para trasladarle la responsabilidad por su condición de inimputable.

 

Hipótesis

En la etapa de alegatos, Fiscalía pidió que sea condenado a siete años de cárcel por el delito de Robo agravado por el uso de arma y por ser cometido con un menor de 18 años. La defensa pidió la absolución.

Ayer, Castagno dio un sólido adelanto de sentencia, cuyos fundamentos se conocerán en su totalidad el miércoles 19. En este sentido, explicó que el nudo central de la causa consistió en determinar qué participación le cupo al imputado: si como autor mediato se valió del menor para consumar el desapoderamiento o como coautor, según la hipótesis de Fiscalía; o si desconocía el plan, como sostuvo la defensa. Castagno concluyó que el imputado desempeñó un rol importante en el hecho en el que actuó de manera conjunta con el menor.

La causa se debatía entre dos hipótesis “contrapuestas”: Fiscalía sindicó a Rodríguez como autor del desapoderamiento violento del celular por parte del menor que estaba con aquel, quien tras consumar el robo regresó al auto y ambos partieron del lugar, constituyendo al menor en instrumento del delito; en tanto que la defensa no negó el hecho, pero desplazó la responsabilidad en el chico, sosteniendo que Rodríguez tenía total desconocimiento del plan de aquel.

 

Duda

Castagno consideró “incomprensible” la duda que intentó introducir la defensa cuando cuestionó los croquis del lugar del hecho que realizó la Policía.

Al analizar la prueba testimonial consideró relevantes los testimonios de la víctima y de los dos menores que iban con él.

En este sentido mencionó que uno manifestó “cuando vi el auto presentí que nos iban a robar porque vi algo sospechoso”; y añadió que otro refirió que cuando el auto estacionó a su lado el menor bajó con un hierro, en rigor la palanca para accionar un gato hidraúlico, y al grito de “dame el celular, dame el celular”, logró atrapar a uno.

Castagno valoró que si bien Rodríguez no se bajó del auto, no realizó ninguna acción para detener el delito ni avisó posteriormente a la Policía.

También señaló que cuando el auto fue detectado por la fuerza, a unas cuadras del lugar del hecho, el imputado no estaba en el auto pero sí el menor. Así, indicó que policías declararon que Rodríguez dudó en acercarse pero cuando lo hizo “intentó atajarse” cuando aún no le habían informado nada.

Alexander Rodríguez, junto a su abogado defensor.

El hecho

Rodríguez compareció ante los estrados judiciales para responder por la acusación que sostuvo que sabía del plan que desarrolló un chico de 15 años que iba con él, el 21 de abril de 2017, en un Fiat Uno que conducía Rodríguez.

La acusación sostiene que interceptaron a tres chicos que iban caminando por Santos Domínguez y Castañeda, el menor descendió del auto y le asestó un golpe en la cabeza con un hierro a uno de aquellos para robarle el celular.

Tras el ataque, ambos huyeron en el auto pero fueron aprehendidos en calle Brugo y General Artigas con los elementos en su poder.

El menor es inimputable. La defensa pidió que comparezca como testigo, pero el pedido fue rechazado por extemporáneo.

 

 

Fiscalía pidió pena de cárcel para acusado de robar junto a un menor