Deportes, Home

Patronato volvió al trabajo pensando en Godoy Cruz de Mendoza

El plantel de Patrón se sacó de encima la pesada mochila de los promedios y ahora intentará hacer historia en la Copa de la Superliga, que dará inicio mañana y tendrá al Santo debutando el próximo lunes en el Grella. Francisco Apaolaza y Abel Peralta entrenaron a la par. Gabriel Carabajal se ejercitó diferenciado con los kinesiólogos del plantel.

 

Redacción EL DIARIO / coordinacion@eldiario.com.ar

La temporada tiene aún algunas aventuras para el plantel de Patronato. En la Copa de la Superliga el Santo presenta la ilusión de continuar, para eso deberá eludir a Godoy Cruz de Mendoza y en caso de lograrlo irá por otro premio importante, ya que el rival que espera por el ganador es Boca Juniors.

Por su parte, en el horizonte también está la Copa Argentina, donde se cruzará con Independiente de Avellaneda (este juego aún no tiene día y horario definidos). Otro gran escollo, otro gran desafió y una cuenta pendiente para los entrerrianos.

Pensando en todo eso, el plantel volvió a moverse ayer. El lunes y martes los Santos habían tenido jornada libre, tras haber alcanzado el objetivo el domingo pasado, de sostener su continuidad en la Superliga Argentina de Fútbol. La victoria 2 a 1 sobre Argentinos Juniors le da al Negro al menos una temporada más entre los grandes.

La práctica de ayer se enfocó en lo físico. En dos grupos el plantel de Mario Sciacqua realizó deferentes tareas corporales, buscando aire, velocidad y reacción de cara al tramo final de la temporada, que tendrá su primer partido el próximo lunes desde las 19 en el estadio Presbítero Bartolomé Grella, cuando el Tomba llegue a Paraná para enfrentarlo por el partido de ida de la primera fase de la Copa de la SAF. Fue designado para este encuentro Jorge Baliño. La revancha está programada para el sábado 20 a las 20, tres días antes de una nueva presentación de los mendocinos por Copa Libertadores.

 

A LA PAR

Dentro de las novedades salientes de ayer, se destaca la aparición de Francisco Apaolaza (un refuerzo que jugó muy poco) y Abel Peralta, que trabajaron a la par del plantel.
Quien no pudo participar del entrenamiento es el volante ofensivo Gabriel Carabajal, determinante en el último encuentro, marcando los dos tantos Rojinegros. El cordobés dejó el partido contra el Bicho por una molestia física, por eso en el regreso al trabajo solamente realizó ejercicios con los kinesiologos del plantel.

 

PRESENCIA DIRIGENCIAL

Durante la práctica se hicieron presentes el presidente Miguel Hollman y el vicepresidente Esteban Quinodoz. Ambos saludaron a los jugadores y se reunieron con Sciacqua y algunos de sus colaboradores dentro del campo de juego. Las charlas de cara a lo que será el futuro (seguramente del cuerpo técnico ligado al club) comenzaron en barrio Villa Sarmiento. Donde algunos todavía siguen festejando el objetivo de Patrón de seguir en primera división.