21.7 C
Paraná
sábado, enero 28, 2023
  • Entre Ríos
  • Muy
Más

    Se frustró el intento de aprobar la nacionalización de Humanidades

    La diputada Blanca Osuna alcanzó a fundamentar la creación de las universidades nacionales, entre ellas la Juan Laurentino Ortiz, pero no se pudo someter a votación los proyectos.

     

    Redacción EL DIARIO / [email protected]

     

    No le resultó sencillo a la diputada Blanca Osuna, como presidenta de la comisión de Educación de la Cámara de Diputados de la Nación, fundamentar en forma conjunta los cinco proyectos por los que se crean distintas universidades nacionales y que tal como se había acordado con los legisladores presentes, se votarían en forma separada.

    La sesión estaba convocada para las 13, pero comenzó pasadas las 14.30, cuando al recinto ingresó el diputado 129, y finalmente, el oficialismo logró quorum.

    El problema fue que Juntos por el Cambio entendió que a esa hora ya la sesión estaba caída y por lo tanto, lo que estaba aconteciendo carecía de validez.

    En el recinto la situación se complicó, predominaban los gritos desde la oposición y el oficialismo y un tono enfático por parte de la presidenta de la Cámara que en ningún momento logró calmar los ánimos. Con la presencia de legisladores de Juntos por el Cambio en el recinto, de pie junto a las bancas, el diputado de la Coalición Cívica Maximiliano Ferraro hizo una moción de orden para que, siguiendo el reglamento, se levantara la sesión y pidió el voto nominal. Ante la desatención del planteo, la bancada del interbloque se retiró y ya se habían retirado antes, legisladores de otros bloques minoritarios por lo que Moreau levantó la convocatoria por falta de quorum.

    Cánticos, insultos, gritos, interrupciones formaron parte de la escena en la que Osuna, como miembro informante, fundamentó las iniciativas, abonando su discurso con algunas referencias a la democracia, al rol de los legisladores, al ejemplo que deberían dar a otras instituciones de la República, imposibilitada de mantenerse ajena al clima en el recinto.

    “Creo que estamos frente a una situación donde quienes nos acompañan que son adultos y jóvenes -se refería a quienes estaban en los palcos- pueden, además, observar que es lo que no hay que hacer en recintos como este cuando la democracia vale, cuando hay reglas de juego que forman parte del reglamento de esta Cámara. Ese reglamento establece que quien hace uso de la palabra debe ser respetado en su oralidad. El hecho que haya adultos que dicen representar, pero que además no me permiten expresar es una vergüenza”, fue una de las reflexiones con las pretendió, quizá, que se calmaran los ánimos.

     

    FUNDAMENTACIÓN. La diputada Osuna fundamentó la creación de las universidades diciendo que es “una atribución que nos otorga la Constitución Nacional”. Agregó que “entendemos que la creación de una universidad es un hecho fundamentalmente de decisión política de trascendencia comunitaria, social, educativa e impacta en el derecho humano de acceder a la educación” a la que consideró una “responsabilidad del Estado”.

    Aseguró que la creación había implicado un “ida y vuelta intenso” con las propias organizaciones que se pretende nacionalizar.

    Señaló que “las razones de creación de las universidades fundamentalmente están vinculadas a ciclos históricos de nuestra República Argentina. Por eso no es casual que en esta etapa, con el brutal endeudamiento al que la Nación argentina está expuesta, hagamos un paso al frente y vayamos adelante con estas definiciones”.

    “Hablo en nombre de los legisladores que acompañamos y debatimos estos proyectos, y en nombre de las comunidades que parcialmente están presentes acá, pero que, en sus lugares, donde habitan, están atentas, siguiendo qué es lo que pasa en esta Cámara”, dijo Osuna refiriéndose al mismo tiempo a la suerte de las iniciativas y al debate que a los gritos daban otros legisladores sobre una situación que no tenía que ver con los términos de los proyectos.

    Describió muy brevemente los alcances territoriales y oferta académica de cada una de las universidades a crear: Del Delta, de Saladillo, Madres de Plaza de Mayo, de Ezeiza, de Ríos Tercero y Juan Laurentino Ortiz.

    En particular sobre el proyecto del que es autora, que implica la nacionalización de la Facultad de Humanidades, Artes y Ciencias Sociales expuso: “Se crea sobre la base de la Facultad de Humanidades, Artes y Ciencias Sociales de la Universidad Autónoma de Entre Ríos. Es una Universidad que cuenta ya, con más de 20 años de existencia y además, en este caso, ha tenido la expresión del Consejo Directivo de la propia Facultad y del Consejo Superior de la propia Universidad, para respaldar esta creación. La Universidad tendrá su sede central en la ciudad de Paraná y estará sujeta al régimen jurídico aplicable a todas las universidades nacionales de la Argentina”.

    “Estamos solicitando que se atiendan estas creaciones, lo hacemos en la convicción que, además de este concepto polivalente de inclusión que lleva implícito el acceso a una buena educación, está incluida la perspectiva de democratizar el acceso a la educación, en perspectiva de cercanía, de atención de las múltiples realidades que se expresan en torno a las instituciones que vamos a crear.

    Pidió la aprobación de todos los proyectos que, dijo, “cuentan con las condiciones para ser aprobados por la Cámara”.

    Diputados se dispone a tratar la nacionalización de la FHAyCS

     

    RESUMEN DEPORTIVO

    Lo más leído

    Agroclave