30.3 C
Paraná
jueves, febrero 2, 2023
  • Entre Ríos
  • Muy
Más

    Reestructurar la secundaria es un formidable desafío

    La transformación de la escuela secundaria es un proyecto largamente demandado y a la vez difícil de realizar. En Entre Ríos el camino se inició. La directora de Enseñanza Secundaria del CGE, Laura Giles, compartió los nodos organizacionales de la propuesta y los desafíos que se presentan.

     

    Mónica Borgogno

    [email protected]

     

    El programa “Acontecer, hacia la reconfiguración de la escuela secundaria entrerriana”, forma parte del proyecto Nueva Escuela y es uno de los ejes fundamentales del Plan Educativo Provincial 2019-2023.100 Propuestas para la Educación Entrerriana.

    Una de sus principales metas es diseñar y desarrollar políticas que transformen la organización de la escuela, mediante otros formatos escolares y preparar a los estudiantes para el mundo social, académico y laboral.

    La iniciativa en cuestión comprende la reconfiguración de la escuela secundaria por medio del fortalecimiento institucional y el acompañamiento a las trayectorias escolares. Asimismo, pretende abordar y analizar aquellos procesos innovadores que garanticen el derecho a una educación de calidad.

    En otras palabras, el proyecto requiere volver a mirar lo escolar no solo desde la coyuntura, sino más allá, desde lo que conlleva diseñar otras formas de enseñar y de aprender.

    Como se ve, el programa “Acontecer, hacia la reconfiguración de la escuela secundaria entrerriana”, lleva por título su objetivo. De ese plan de acción se están dando los primeros pasos: capacitaciones, cuyo propósito es preparar el terreno para que brote una serie de transformaciones que demanda este nivel de enseñanza.

    Recordarán los lectores que durante la pandemia por Covid 19 una de las poblaciones más afectadas en materia educativa fue la de los adolescentes y jóvenes, que debieron continuar con sus estudios desde la virtualidad. En ese sentido, vale consignar que el mayor porcentaje de abandono de la matrícula, en el período de aislamiento social, se registró precisamente en las escuelas medias.

    A la hora de los balances post pandemia surgieron una multiplicidad de dificultades y desafíos. Este programa procura convertir esos insumos en organizadores de una política pública. La iniciativa comenzó a instrumentarse a partir de este año en las escuelas secundarias orientadas. Comprende la reconfiguración de estas instituciones educativas por medio del fortalecimiento institucional y el acompañamiento a las trayectorias personales de los alumnos. Para viabilizar estas acciones debió producirse una importante inyección de recursos, aspecto que también se venía reclamando desde los equipos directivos de las escuelas.

    Laura Giles está a cargo de la Dirección de Enseñanza Secundaria del CGE. En diálogo con EL DIARIO brindó precisiones sobre los núcleos organizativos del programa, el grado de implementación y avances y, en particular, la inversión realizada para concretar la transformación que se procura.

    “El programa apunta a trabajar distintos ejes como las propuestas cicladas y los diálogos interciclos, el desarrollo de diversos contenidos y capacidades; contempla la evaluación como proceso e implica el agrupamiento y reorganización horaria, así como la constitución de equipos de trabajo institucional”, detalló, antes de agregar que complementariamente “con esta transformación se titularizaron 64.500 horas cátedras de nivel medio; 3.568 horas de asesoría pedagógica que beneficiaron a unos 200 asesores; se titularizaron cargos de preceptores; se sumaron 121 cargos de profesores de primer año de secundaria; y a ello se agregaron 49 cargos de bibliotecarios afectados para secundaria”.

    Fue entonces cuando indicó que estos recursos humanos “ayudan a resolver la dispersión horaria, que en este nivel no es un tema menor”. A lo que refiere la entrevistada es a la situación de tantos docentes que deben deambular por distintos establecimientos para cumplir su jornada laboral. Como se sabe, desde hace tiempo esta es una situación que se busca evitar, de modo que los profesores puedan tener mayor sentido de pertenencia con la institución en la que trabajan y puedan dar clases, e involucrarse en distintos proyectos en una misma escuela.

    Del relato de Giles se desprende que la propuesta de reconfiguración escolar tuvo buen recibimiento en las 348 escuelas secundarias orientadas, tanto públicas como privadas. “Todas presentaron propuestas pedagógicas, que apuntan a nuevos formatos escolares, con cátedras compartidas, estrategias innovadoras, e interdisciplinarias”, comentó la entrevistada.

    En respuesta a una inquietud, señaló que “recibimos 600 propuestas que ya se están llevando adelante”. Luego anticipó que para el año que viene, “la idea es que esa cifra de proyectos por instituciones se duplique, y además que se institucionalicen para que no dependan de una sola persona”.

    La transformación de la escuela secundaria procura volver a captar el interés de adolescentes y jóvenes. Fotos de Sergio Ruiz.

    Diálogos

    En otro tramo, Giles destacó el rol de los supervisores. “Son nuestro nexo con las escuelas y los equipos de conducción; su papel es destinar tiempo y espacio para que las propuestas se materialicen”. Fue entonces cuando subrayó que para el programa es vital que se alcancen “acuerdos institucionales en cuanto a evaluación, contenidos y recorridos a tener en cuenta, en diálogo entre las distintas disciplinas”.

    “El Programa Acontecer es una forma de atender a la demanda de adolescentes y jóvenes que hoy tenemos en las aulas, incorporando nuevas formas de enseñar y de aprender”, definió.

    La inclusión en cifras

    Luego de haber transitado una pandemia que dejó a muchos estudiantes fuera de la escuela -o rezagados por falta de recursos materiales o simbólicos- el sistema educativo provincial registró (al 30 de abril de este año) un aumento de matrícula de 9.173 estudiantes.

    Consultada al respecto, Giles afirmó que “en Secundaria se continúa trabajando con aquellos estudiantes a los que les falta obtener su título, por ejemplo, con el programa Egresar que arrancó el año pasado”. Acto seguido agregó que “unos 1.600 alumnos están por terminar la escuela secundaria. En paralelo, el CGE, a través del programa Presentes, sigue brindando apoyo escolar y acompañamiento a quienes se desvincularon de la escuela”.

    En cuanto a lo pedagógico, la mayoría de los contenidos de los proyectos presentados, giró en torno a temas transversales relacionados al medio ambiente, y la Educación Sexual Integral. “Por el momento, no estamos realizando cambios en el diseño curricular; estamos revisitando los que están vigentes y asumiendo otros modos de encararlos”, puntualizó Giles.

     

     

    RESUMEN DEPORTIVO

    Lo más leído

    Agroclave