Entre Ríos, Galería, Home, La Provincia, Paraná, Política, Sociedad

Hospital San Martín: recibió tres mesas de anestesia para cirugías de alta complejidad

La ministra de Salud, Sonia Velázquez, visitó el nosocomio y realizó la entrega de tres mesas de anestesia de un total de seis adquiridas desde el gobierno entrerriano, cuya compra total requirió una inversión de 12.761.580 pesos.

 

En la oportunidad, Velázquez remarcó la prioridad dada por el gobernador Gustavo Bordet a la compra de equipamiento. “Realizamos inversiones que entran en la máxima calificación a nivel de una tecnología de punta que se suma a los servicios médicos brindados por el sistema público de salud”. En este sentido mencionó: “El hospital San Martín ha recategorizado como III B, para la clasificación internacional, y estábamos en deuda con instalar esta aparatología que no sólo contribuye a la calidad del servicio a la población sino que también protege las prácticas que desarrollan los profesionales en la institución”.

 

El Hospital San Martín de Paraná recibió tres mesas de anestesia para cirugías de alta complejidad adquiridas por el gobierno provincial.

 

Por su parte el director del nosocomio, Carlos Bantar, explicó que la modernización posibilita sumar complejidad a cada una de las cirugías que se realizan de manera diaria en cada uno de los cinco quirófanos y también a la prestación de hemodinamia intervencionista.

Respecto de la posibilidad de contar con tecnología de avanzada de origen chino para intervenciones quirúrgicas el jefe del servicio de Anestesiología del Hospital San Martín, Emilio Ojeda, refirió: “Esta incorporación es un logro palpable que redunda significativamente en beneficio de la prestación médica dado que la mesa de anestesia se utiliza para poder tener al paciente con las funciones vitales controladas mientras está sometido a una instancia quirúrgica”.

De esta manera se accede a brindar: parámetros ventilatorios; asistencia respiratoria mecánica; provisión de oxígeno; medición de la profundidad de la anestesia. Además lo adquirido permite monitorear la capacidad respiratoria y las presiones arteriales invasivas, acceder a electrocardiograma y medir oxígeno y dióxido de carbono expirado.

“Si bien teníamos en funcionamiento cierto equipamiento, la aparatología vino a mejorar ostensiblemente la capacidad de poder tratar pacientes en situaciones que requieren alta complejidad, como manejamos en este nosocomio”, precisó el profesional. Y agregó: “Tener acceso a tecnología de ultra-avanzada es importante dado que el San Martín es un hospital formador de médicos especialistas”.

 

La ministra visitó el nosocomio, reconoció el trabajo de los equipos profesionales y, además, habilitó la Unidad de Hemodinamia y Cardiología Intervencionista.

Finalmente, Ojeda refirió que el servicio incorporó, no hace mucho tiempo, un ecógrafo que también les permitió optimizar la anestesia por bloqueo.

Dos de las nuevas mesas de anestesia entregadas este jueves miden de manera no invasiva el gasto cardíaco, es decir, el volumen de sangre expulsado por un ventrículo en un minuto. Y todas son aptas para uso en pacientes adultos, pediátricos, cirugías generales y cardiovasculares.

Es de señalar que la empresa proveedora Centro de Servicios Hospitalarios SA realizó la semana pasada en el hospital San Martín de Paraná una instancia de capacitación para el uso de los equipamientos.

Cabe citar que dos de las mesas de anestesia restantes, que costaron por unidad 2.126.930 pesos, serán entregadas próximamente al Hospital Delicia Masvernat de Concordia y la última al Justo José de Urquiza de Concepción del Uruguay.

 

Habilitación de la Unidad de Hemodinamia y Cardiología Intervencionista

Durante la recorrida, la titular de la cartera sanitaria también otorgó a los equipos de profesionales, técnicos y asistentes la Resolución Nº 88 que habilita la Unidad de Hemodinamia y Cardiología Intervencionista y reconoció la labor con el acompañamiento normativo de un texto legal.

 

Desde el compromiso con la salud pública, la ministra refirió: “Disponer de una Unidad de Hemodinamia como la que tenemos en el hospital San Martín merecía ordenar el componente normativo acorde al Programa Nacional de Garantía de Calidad de la Atención Médica”. De esta manera, la subespecialidad pasará a depender del servicio de Cardiología.

 

En diálogo con los especialistas la funcionaria resaltó la valía técnica, profesional y la experticia aplicada a todos los procedimientos, diagnósticos y ateneos que desarrollan. “El trabajo que hacen es un orgullo para el Ministerio de Salud y la provincia porque sabemos de la complejidad del componente prestacional y de calidad para la salud en general”, enfatizó.

 

En tanto que el secretario de Salud, Mario Imaz, manifestó: “Cada paso que se da, cada equipamiento en un hospital es un orgullo para la gestión pero sobre todo una respuesta de mayor eficacia para la gente”. Y agregó: “En esto es valioso el trabajo mancomunado de todos, desde el experimentado cirujano, la enfermera, la técnica, la mayordomía, la gente de compras y el propio director”.

 

Por su parte, el jefe de Unidad, Martín Hermida, agradeció la gestión y manifestó: “Darle formalidad a lo que venimos haciendo nos ayuda a ordenarnos más y seguir creciendo”.

 

De esta manera son reconocidos los procedimientos diagnósticos y terapéuticos sobre los territorios operativos autorizados dentro del nivel C de complejidad. En este sentido fueron designados los profesionales Martín Hermida (jefe de Unidad); Juan Pedro Berduc (subjefe de Unidad); Javier Abib (adjunto); Raúl Maehara (asistente); Stefanía Hermosid (instrumentadora quirúrgica) y Cynthia Tralongo (secretaria administrativa).

 

La medida se enmarca en el Programa Nacional de Garantía de Calidad de la Atención Médica que establece que la habilitación de los servicios de Hemodinamia estará a cargo del Ministerio de Salud de cada provincia. En este sentido, la Dirección de Prestaciones y el Departamento de Diagnóstico por Imágenes avalan la habilitación de la Unidad de Hemodinamia y Cardiología Intervencionista, dependiente del servicio de Cardiología del nosocomio.