7.5 C
Paraná
viernes, mayo 20, 2022
  • Policiales
  • Nosotros
Más

    Un testigo de identidad reservada complicaría a acusado de un crimen

    Se trata de Carlos Toloy, de 19 años. Ayer se prorrogó la prisión preventiva que viene cumpliendo en la cárcel de Paraná. Será por el plazo de 45 días. El juez entendió que se configura el riesgo procesal de peligro de entorpecimiento de la investigación. Se presume que fue quien dio la orden de disparar contra la víctima, Felipe Exequiel Britte. El hecho ocurrió el 19 de marzo en barrio Incone, en Paraná.

     

    Redacción EL DIARIO / [email protected]

     

    Carlos Nahuel Toloy, de 19 años, continuará privado de la libertad al menos 45 días más mientras se sustancia la Investigación Penal Preparatoria (IPP) para determinar qué responsabilidad le cabría en el crimen del peluquero Felipe Exequiel Britte, que cayó ultimado por dos disparos de arma de fuego calibre 38 el 19 de marzo de 2022. El hecho ocurrió en barrio Incone, en Paraná, alrededor de las 22. Se lo acusa del delito de Homicidio agravado por el uso de arma de fuego.

    En una audiencia que se realizó en dos partes, el juez de Garantías de Paraná, Ricardo Bonazzola, resolvió prorrogar la prisión preventiva en la Unidad Penal de Paraná del primer detenido por el crimen de Britte. Posteriormente la investigación logró dar con un menor de 17 años, oriundo de Buenos Aires, y con Cristián Bautista Gómez. El juez consideró que se encuentra en riesgo el peligro procesal de entorpecimiento de la investigación. No obstante decidir prorrogar la medida cautelar más gravosa, el juez no hizo lugar al pedido de 60 días que solicitó el fiscal, Laureano Dato.

     

    Identidad reservada

    El juez rechazó el pedido del defensor de Toloy, Claudio Berón, que había solicitado la excarcelación o en subsidio que se le morigere la medida cautelar con el arresto domiciliario con control de tobillera electrónica. En su resolución, Bonazzola sostuvo que el fiscal introdujo el testimonio de un testigo de identidad reservada que complicaría la situación del joven imputado. Según se informó, el testigo manifestó que Toloy dio la orden de disparar contra la víctima.

    Bonazzola consideró que se trató de un hecho de “extrema gravedad”, un “hecho de sangre” que se cobró “la vida de una persona joven”, que se usó “un arma de fuego que no ha sido habida aún”, que intervinieron “al menos tres personas”. Asimismo valoró el testimonio del testigo de identidad reservada, del que sostuvo que “no es un hecho menor, propio de la etapa procesal que atraviesa la Investigación Penal Preparatoria (IPP), que Toloy habría tenido un claro dominio del hecho, en sus manos estuvo la decisión de terminar con la vida del desafortunado señor”.

    El juez explicó a la partes y al imputado, que no encontró otro modo de aventar el riesgo procesal de peligro de entorpecimiento de la investigación. Así, señaló que las condiciones que tuvo en cuenta para tomar la decisión de dictar la primera medida cautelar en prisión, no solo que se mantuvieron sino que “con el devenir de la IPP, como ha certificado Fiscalía, se han dado con mayor grado” de probabilidad.

    Bonazzola entendió que la reclusión en la cárcel era el modo de proteger a los testigos que tendrán que declarar en el juicio. Evaluó que “desafortunadamente” no es “100 por ciento seguro” que desde el estado de reclusión el imputado no pueda comunicarse con terceros que intimidarían a los testigos, pero entendió que “las posibilidades son menores” que las que tendría si se le concediera la medida morigerada de arresto domiciliario. El juez sostuvo que no tuvo dudas que la única solicitud que debió analizar fue la de morigeración, dando a entender que la excarcelación nunca estuvo en sus consideraciones.

    Excarcelación

    Bonazzola destacó que “felizmente” la investigación “avanza” y coincidió con el fiscal en que se el avance se debió a que Toloy fue privado de la libertad. También resaltó la “objetividad” y la “labor” desarrollad por el fiscal, señalando que en el caso del imputado Gómez, que fue el tercer detenido por el hecho, no instó la prisión preventiva en la cárcel y acogió la medida morigerada en arresto domiciliario. Fuentes judiciales deslizaron a EL DIARIO que es inminente la excarcelación del joven, lo que no implicar que quede desvinculado de la causa.

    El hecho

    El crimen ocurrió el 19 de marzo de 2022 aproximadamente a las 22. Según la acusación, “Carlos Nahuel Toloy y al menos dos personas más, de común acuerdo y dividiendo roles, se hicieron presentes en barrio Incone, en calle O’Higgins, utilizando dos de ellos una moto negra de 110 cilindradas, que dejaron estacionada en calle Celestino Marcó, frente a la torre III de aquel barrio, y desde allí se dirigieron al domicilio de la víctima, sita en el mismo barrio”.

    Allí, Fiscalía sospecha que “el tercer interviniente presumiblemente se encontraba con la víctima, cuando en un momento dado y utilizando un arma calibre 38, uno de ellos realizó dos disparos hacia Britte”.

    Otro sospechoso detenido por el crimen de Ezequiel Britte

    Crimen del peluquero: se dispuso el arresto preventivo

    Crimen del peluquero: hubo allanamientos y hay un detenido con antecedentes

    Incautaron marihuana y una balanza en la casa del peluquero asesinado

    RESUMEN DEPORTIVO

    Lo más leído

    Agroclave