35.3 C
Paraná
viernes, diciembre 6, 2019
  • Paraná
  • Entre Ríos
  • Sociedad
Más

    Desde Transener afirman que no hay riesgo de colapso de la torre de La Toma

    “El desmoronamiento de la contención no genera ningún riesgo a la estructura”, aseguró. Mirá los videos.

     

    Inspectores de la empresa recorrieron la zona de la Toma Vieja donde se desprendió parte del hormigón de contención. Analizan solucionar el problema con una “acción de mantenimiento correctiva para mejorar la defensa de la torre”, que llevaría más de 60 días.

     

    TOMÁS RICO | Redacción El Diario  

     

    Una vez más las barrancas que bordean al río Paraná son noticia. Meses atrás fue el desbarrancamiento de más de 130 metros en Diamante y ahora, durante el fin de semana, el fenómeno natural volvió a presentarse, pero en la capital provincial, donde ocasionó el desprendimiento de parte del manto de hormigón que funciona como protección de la torre de alta tensión de 500 kilovatios (kv), ubicada en calle Blas Parera al final, en la zona de la Toma Vieja de Paraná.

     

    Los trabajos para corregir el problema durarían por lo menos dos meses. Foto Ricardo Holle.

    “El desmoronamiento de la contención no genera ningún riesgo a la estructura. Las bases de la torre están muy lejos del lugar del desmoronamiento”, aseguró el ingeniero Pablo Tarca, director técnico de Transener (Transporte de Energía Eléctrica en Alta Tensión), ante la consulta de EL DIARIO.

    El ingeniero indicó que durante el fin de semana especialistas de la compañía recorrieron la zona donde ocurrió el desprendimiento.

    “No hay ningún riesgo de colapso de la estructura, independientemente de ello, vamos a trabajar en el mantenimiento para corregir este desmoronamiento que hubo”, sostuvo Tarca.

     

    La barranca de la Toma Vieja, vista desde un drone

     

     

    PASOS A SEGUIR. Ante la consulta sobre si analizan alejar la torre del borde de barranca, el ingeniero contestó: “Sí, se analiza, pero no hay ningún motivo que amerite a hacer el movimiento de una estructura de una línea de alta tensión si no hay riesgo alguno. Se hará una acción de mantenimiento correctiva para mejorar la defensa de la torre”.

    Acerca del plazo para ejecutar la reparación, el representante de Transener no dio precisiones, pero comentó que llevarían entre “60 y 75 días, dependiendo los movimientos de suelo”.

    La protección de cemento se realizó hace más de 10 años, precisamente para contener los desmoronamientos naturales que la barranca ocasiona regularmente, y sin avisar.

    SUMINISTRO. El suministro de energía que transporta la línea de 500 kv, que proviene de Santa Fe, es parte del Sistema Interconectado Nacional (SIN), que es la red de transporte de energía eléctrica que conecta los mayores generadores de Argentina con los usuarios finales de las más importantes ciudades y centros industriales. “Con lo cual uno no puede expresar de manera taxativa que la energía que circula por esta línea es para tal o cual ciudad”, destacó Tarca.

     

    Pablo Tarca, director técnico de Transener.

     

    Sobre esto, Enersa había informado en un parte oficial que esta torre “era originalmente uno de los puntos de abastecimiento de energía eléctrica para el oeste de nuestra provincia (Entre Ríos). Sin embargo, Enersa cuenta con abastecimiento directo a través de la Estación Transformadora ´Gran Paraná`, que se alimenta a su vez desde la ET Salto Grande, por lo que el suministro eléctrico está garantizado”.

    MOVIMIENTOS NATURALES. “Es natural que se produzcan estos desmoronamientos, por eso mismo se hizo la protección. Hace unos años tuvo un desmoronamiento en otro lado que se corrigió y ahora vamos a corregir este”, reiteró el director técnico en referencia a la contención y en alusión a un hecho ocurrido en septiembre de 2015,  cuando se registró un impresionante desbarrancamiento que causó el desmoronamiento de dos precarias viviendas erigidas sobre la barranca.

    Sobre la causa de estos movimientos, Tarca opinó: “Tratar de ser tan preciso sería irresponsable, porque tiene que ver con los movimientos de suelo, la erosión, la lluvia”, y agregó que estos diversos motivos son “parte de la naturaleza de las defensas que deben hacerse sobre las estructuras y el paso del tiempo terminan colapsando en una parte y hay que repararla”.

     

    Causas

     

    En su momento, cuando sucedió el desbarrancamiento en Diamante, el geólogo José Antonio Sanguinetti había dicho a EL DIARIO: “La causa de los deslizamientos se da por el nivel arcilloso que está por debajo de la barranca, que a su vez crea un plano de deslizamiento muy fuerte por el manto acuífero, que hace que el talud de barranca se deslice sobre ese plano. Se da en todo el margen con barrancas de Entre Ríos”.

     

     

    Torre de alta tensión: “El desmoronamiento de la contención no genera ningún riesgo a la estructura”

     

    Nuevos desmoronamientos en la barranca de la Toma

     

     

    Lo más leído