Internacionales, Política

Más de 600 vuelos cancelados y 100.000 afectados en Alemania por una huelga

El servicio está interrumpido en las grandes líneas ferroviarias de Alemania y muy perturbado en los trenes regionales debido a una huelga de advertencia de los trabajadores en medio de las negociaciones salariales.

Hasta 110.000 pasajeros se vieron afectados por la jornada de huelga del personal de seguridad convocada por el sindicato Verdi en tres aeropuertos alemanes: Dusseldorf, Colonia/Bonn yStuttgart. Con la protesta, los trabajadores intentan presionar a la dirección de las diferentes bases para conseguir mejoras salariales en la negociación del convenio colectivo.

De un total de 1.054 vuelos programados, más de 640 han sido cancelados. Hasta el momento, en Dusseldorf se han cancelado 370 trayectos de los 580 previstos; en Colonia/Bonn, las cancelaciones ascienden a 131 de los 200 vuelos programados; finalmente, en Stuttgart se cifran en 142 de 270.

 

Limitaciones, retrasos y más cancelaciones

Pero las cancelaciones no son lo único que afectará a los pasajeros este jueves: los usuarios de los aeropuertos se encontrarán con limitaciones importantes, así como retrasos y más cancelaciones en otras bases como consecuencias de la huelga.

El aeropuerto de Düsseldorf advierte en su página en internet de las “considerables demoras en el control de pasajeros”, aunque señaló que la situación en la terminal es “tranquila”. Dado que las aerolíneas cancelaron vuelos con antelación e informaron a sus pasajeros, la mayoría de los afectados ni siquiera se han dirigido a las terminales, que están más vacías de lo habitual, indica el aeropuerto de Colonia/Bonn en un comunicado. El aeropuerto de Stuttgart recomienda a los pasajeros llegar con tiempo al aeropuerto, informarse con antelación de la situación de su vuelo y venir con el mínimo equipaje de mano.

El personal de seguridad del aeropuerto de Colonia/Bonn se moviliza durante la jornada de huelga de este jueves (Wolfgang Rattay / Reuters)

 

Fracaso en cuatro rondas de negociación

Ya el lunes pasado, Verdi había convocado un paro parcial del personal de seguridad de los aeropuertos berlineses de Schönefeld yTegel que obligó a cancelar el 8% de los vuelos programados y causó alteraciones en numerosas conexiones.

El sindicato explicó que las medidas de protesta responden al fracaso en las cuatro rondas de negociaciones entre la Confederación de Empresas de Seguridad Aérea (BDLS, por sus siglas en alemán) y Verdi, que critica que en la última, el 20 y 21 de diciembre, el empleador ofreció únicamente un aumento salarial en dos años del 1,8% el primero y un 2% el segundo.

Verdi exige un incremento salarial de hasta 20 euros brutos la hora para los que trabajan en el control de pasajeros, carga, personal y productos, cuando la última oferta presentada por el empleador es de un aumento de alrededor de 40 céntimos.

El jefe negociador de Verdi, Benjamin Roscher, advirtió que de no presentar una mejor oferta para los alrededor de 23.000 empleados del sector en aeropuertos alemanes, no se pueden descartar más huelgas.En cualquier caso, la próxima ronda de negociaciones está fijada para el próximo día 23 de enero.