Municipales piden paritarias y preparan un paro de actividades

97
La APS viene realizando asambleas en las reparticiones municipales.

La APS recorre las reparticiones municipales para realizar asambleas. Reclaman la apertura de paritarias y la suba de salarios por encima de los índices inflacionarios. “Los salarios que tenemos son de hambre y miseria”, señaló a EL DIARIO la titular del gremio, Alejandra Levrand.

 

Redacción EL DIARIO | [email protected]

 

Referentes de la Asociación del Personal Superior (APS) vienen recorriendo oficinas y dependencias de la Municipalidad de Paraná para realizar asambleas en las que se analizan medidas de acción para reclamar la apertura de paritarias que les permita negociar un aumento salarial.

Según manifestaron a EL DIARIO, durante la próxima semana se concluiría el recorrido y se podría empezar a definir un paro de actividades en toda la comuna.

“Desde APS hemos comenzado esta semana con asambleas informativas en las distintas reparticiones municipales con la finalidad de escuchar a nuestros compañeros y compañeras municipales y juntos con ellos hablar de nuestra realidad que duele, que golpea con salarios de hambre, de miseria. Y poder junto con ellos delinear las medidas que podemos llevar adelante para endurecer la lucha y pedirle al Intendente que abra las paritarias”, precisó Alejandra Levrand, secretaria general de APS.

“Ya lo decíamos cuando nuestro gremio no firmó el acta acuerdo, que no se podía hacer un acuerdo anual y el tiempo nos ha dado la razón. Con la inflación que tenemos nuestros sueldos han quedado muy por debajo de la línea de la pobreza. Con 32.000 pesos estamos muy lejos de la canasta básica. Estamos a menos de la mitad de una canasta básica”, remarcó.

Al hacer un análisis de las respuestas y planteos de los trabajadores en las asambleas, Levrand precisó: “Es unánime el pedido de nuestros compañeros de que se abra la paritaria y que se reclame más fuertemente. Lo que más se viene escuchando es el pedido de un paro, que sea contundente. La semana próxima ya lo estaríamos definiendo junto a las reparticiones que todavía nos falta recorrer y escuchar”.

En ese sentido, destacó: “Queremos una recomposición salarial que supere la inflación. Necesitamos sentarnos a discutir salarios. En esta recorrida hemos hablado de esta agenda que el propio secretario de Hacienda ha marcado para el sector municipal que ha dicho que el Municipio tiene una agenda para los trabajadores que es el pago de los ascensos automáticos 2019 que se está debiendo, el pago del ascenso 2020 y las asignaciones familiares. En esto no estamos de acuerdo porque decimos que lo que es por ordenanza o ley no se negocia. Está establecido y deben pagarlo”.

Con respecto a eso, la gremialista entendió que el argumento esgrimido por los funcionarios municipales para no otorgar aumentos es una excusa: “Decimos que no pueden poner por excusa esta ordenanza de emergencia y racionalización del gasto que el Ejecutivo Municipal ha decretado desde el principio de su gestión y la ha venido prorrogando, como para no dar un aumento salarial cuando sabemos que esto de los ascensos ya está establecido y lo tienen que pagar. No representa un gasto exorbitante como para decir que por eso no se aumenta el sueldo”.

Detalló luego que “cuando se habla de muchos números y por ahí nos marean a los trabajadores, hay que decir que de una partida de personal prevista en el presupuesto de este año de un total de 4.660 millones de pesos solo un 0,3% se destina al pago de ascenso automático. Es decir que no es un impacto en las partidas lo que ha dicho el secretario de Haciendo”.

 

PARITARIAS.  El reclamo del gremio es la apertura de las paritarias. “La idea nuestra es poder sentarnos a discutir el salario, que el Intendente convoque a la paritaria. Y obviamente que ese salario sea remunerativo y bonificable porque de lo contrario el sector pasivo quedaría relegado. También queremos destacar que esto que ha anunciado el secretario de Hacienda no todos los ascienden. El propio secretario lo ha dicho que de un total de 5.200 trabajadores ascendieron solamente 700 trabajadores, de los cuales 500 vieron un incremento en su bolsillo. Los demás, esas sumas fueron absorbidas por el mínimo garantizado. Por eso decimos, que subir el mínimo garantizado es más precarización, más pobreza y obviamente nos está llevando a los trabajadores municipales a la indigencia”.

Finalmente, enfatizó: “Esperamos que el Intendente se despierte. Sabemos de otros municipios que han abierto las paritarias porque ven la realidad. Ojalá el intendente Bahl pueda ver la realidad que están pasando los trabajadores municipales. Que sea la voz de los trabajadores la que se escuche en el pedido unánime de paritarias”.