8.9 C
Paraná
martes, julio 27, 2021
  • Sociedad
  • Nosotros
Más

    Mariana Bolzán: Como un rayo en el mundo

    Mariana Bolzán, escritora local, ofrece en cada poema una percepción ingeniosa, con una delicada y minuciosa elección de cada una de sus palabras colocadas en forma de verso. “Un rayo en el mundo” es el nombre del poema que tituló al libro que reúne 30 de sus escritos. Fue publicado por Ana Editorial en 2019 y en 2020 salió su segunda edición.

     

    Aldana Badano | Revista Muy Entre Ríos 

     

    El frío, las restricciones y esta temporada de aislamiento, parecen ser el panorama ideal para explorar en los mundos sensibles que nos proponen las letras y los artistas locales. Mariana Bolzán es una escritora local que no puede pasar desapercibida para los amantes de las letras.

    Nació en Paraná un 4 de septiembre de 1985, es licenciada en Comunicación Social y actualmente coordina el Área de Comunicación de la Municipalidad de Paraná. Es la mayor de cuatro hermanos que componen su familia materna-paterna.

    Recibió una fuerte influencia de su padre, periodista reconocido que se desempeñó durante más de 20 años en la redacción de El Diario de Paraná, donde Mariana pasó muchas horas de pequeña, juagando entre los escritorios y esperando a que sus padres salgan de sus trabajos.

    Se crió en el barrio de los alrededores de la plaza Sáenz Peña, el Club Talleres y el Ferrocarril. Junto a su compañero, Iván Taylor, comparten una familia ensamblada compuesta por su hija Nina y los de Iván, Berenice y Benja.

    Además de esta hermosa familia, comparten el amor por la escritura y la pasión por la poesía ya que Iván también es un reconocido escritor de la ciudad.

    Juntos colaboran en un proyecto de juegos de mesa con perspectiva de género y ambiental denominado “El Equipo Azul” de donde sale el novedoso juego de mesa “Piedras del Universo”.

    Actualmente conforma el equipo de comunicación de “La Taller”, un espacio autogestivo de artes y oficios en conformación. En este espacio trabaja junto a su amiga y compañera Paula Kindsvater, a quien le dedica el poema “Un rayo en el mundo”, que titula su libro.

    – ¿Cómo te autopercibis? ¿poeta, artista, trabajadora, etc…?

    – En general me defino como, y atenti a este lugar común, trabajadora de las palabras. Pero es que eso es lo que soy. Tanto desde mi profesión, que es la comunicación y mi trabajo diario como mi forma de estar en el mundo, que es la literatura, lo que hago es trabajar con el sentido, específicamente a través de las palabras.

    Y entonces es eso lo que puedo decirte, el sentido es con lo que trabajo y ahí podemos pensar: las narrativas, la poesía, el relato, la información, etc. En conclusión, nunca me autopercibí como artista sino como trabajadora. No es que una excluya a la otra, ¿no?, pero es la palabra que más me define: trabajadora.

    – ¿Qué es la escritura para vos? ¿un ejercicio, una pasión…?

    – Antes que nada es un trabajo. Pero tenemos tan asociado el trabajo con algo sin disfrute, tedioso y con mucha razón a veces injusto ¡con sobradas razones!, que al usar esa palabra siento que tengo que explicarla. La escritura es un trabajo porque yo laburo los textos, le pongo el cuerpo, la cabeza.

    Quizá por mi profesión o por la razón que sea, siento mucha responsabilidad con lo que escribo, muchísima. Sé que estoy construyendo sentido, que estoy interpelando a alguien o a mí misma, que estoy cristalizando una emoción que luego será otra cosa, que voy a convertir esto que me pasa en materia perdurable. Entonces es eso: la escritura es un trabajo. Es trabajosa, pero en el más maravilloso de los sentidos.

    – ¿Cómo definirías a la poesía?

    – Es mi forma de estar en el mundo. Son mis lentes, un velo necesario entre el mundo y yo. No sé estar de otra manera. Y no estoy hablando de estar en una especie de trance permanente hablando en versos con los ojos entornados y sintiendo el paisaje como Juan L. – dice riéndose-, digo que todos tenemos un tamiz para leer las cosas y el mío es el tamiz poético, nada más. A veces puedo transformarlo en otra cosa y escribir un poema y a veces, la mayoría de las veces, no, y es mi mundo interno y así lo leo y lo entiendo.

    – ¿Cómo fue el proceso de producción de “Un rayo en el mundo”?

    – Cuando me ofrecieron publicarlo yo no tenía un libro en mente. Sabía que había una serie de textos que conversaban entre sí porque hablaban de un tiempo vital muy intenso que es la separación, la muerte de mi padre y la aparición del amor nuevamente, pero nada más.

    Un Rayo en el mundo es un libro nacido del dolor, pero también es un libro del renacer. Como mujer, como madre, como huérfana.

    El rayo es la chispa de intuición en medio de la noche, que luego se apaga, sí, pero ya sabés más o menos por donde es que se sigue. Eran un montón de textos sin forma que los reuniera y entonces cuando me proponen publicarlo recién ahí se hizo la magia. Que eso es básicamente un libro, ¿no? una condensación de sentido, un cuerpo con su propio peso.

    – ¿Qué es lo que te motiva a escribir poesía? ¿Crees que hay ciertas estaciones del año, o momentos emocionales que hacen propicia la escritura?

    – Es siempre diferente. A veces mastico un poema mucho tiempo aún sin saber qué forma tiene. Acá me pongo mística, pero es que es así: hay una música, un clima, unas palabras, las siento, pero no las puedo descifrar.

    Y entonces algo pasa y las puedo escribir. Otras veces ya me siento en la compu y sé exactamente qué quiero decir. En ocasiones tengo frases sueltas y luego las desgloso, al tiempo. No podría decirte que tengo “una” manera. Y respecto de las estaciones tampoco. Son más bien las estaciones internas y las posibilidades de escribir las que hacen propicia la escritura.

    Por ejemplo, a veces tengo el poema y no tengo el tiempo ni el espacio porque necesito estar sola para escribir. Entonces el poema se macera y se macera hasta que puedo y sale. Cuando hay una fecha para entregar o es algo que debo cerrar para un concurso, por ejemplo, me pongo más obrera: le meto y le meto, me obsesiono y encuentro el modo de hacerlo nacer.

    – ¿Qué escritores son tu inspiración?

    – En poesía Ricardo Zelarrayán, Octavio Paz, Diana Bellessi, Sharon Olds, Raúl Zurita. Luego en periodismo y narrativa Vivian Gornick, Joan Didion, Leila Guerriero, María Moreno.

    Recomendados de la escritora

    Actualmente estoy leyendo “Los Llanos” de Federico Falco, que realmente es muy recomendable.

    – El Padre, de Sharon Olds. Es formidable poesía.

    – El cielo de los animales, de David James Poissant.

    Ping pong superficial

     

    – ¿Invierno o verano?

    Invierno

    – ¿Vino o cerveza?

    Ambos!

    – ¿Mate o café?

    Ambos!

    – ¿Perros o gatos?

    Ambos!

    – ¿Película o serie?

    Antes películas, ahora series

    – ¿Bici o auto?

    Ambos!

    – ¿Día soleado o lluvioso?

    Soleado

    – ¿Prosa o verso?

    Ambos!

    – ¿Poesía clásica o contemporánea?

    Todo.

     

     

     

    Lo más leído

    Agroclave