8.9 C
Paraná
martes, julio 27, 2021
  • Nacionales
  • Nosotros
Más

    González Catán: Disparos, palazos y cachetadas de policías a siete menores

    La secuencia quedó grabada en un video. “Cuando denunciamos un hecho de inseguridad no vienen o tardan dos horas en mandarte un móvil”, dijo Sandra, madre de uno de los adolescentes.

    La imagen muestra a siete chicos conversando en una vereda en la localidad de González Catán. De repente llegan tres patrulleros, los policías bonaerenses se bajan, ordenan a los jóvenes que se pongan contra la pared y los empiezan a golpear. Luego se suman más móviles y la escena, que dura unos seis minutos, se torna más violenta. Sandra, madre de uno de los menores, dialogó con TN y denunció abuso policial.

    “En el video se ve todo. Los chicos estaban en la esquina. Y así como llegaron, bajaron, los pusieron contra la pared y les empezaron a pegar. Sin pedir documentos ni darles aviso de nada”, relató la mujer.

    Sucedió el lunes 7 por la noche, cuando un grupo de chicos había finalizado un partido de fútbol. “Si fuese por la cuarentena, deberían explicarles que es por eso y mandarlos a la casa, no hacer lo que hicieron. Yo estaba durmiendo, empecé a escuchar tiros y me desesperé, porque ahí afuera estaba mi hijo”, detalló Sandra.

    “Uno de los chicos vive a unos metros y cuando vio a los patrulleros, del miedo que tenía corrió hasta casa. Ahí empezaron con los tiros. Tengo mucha bronca. No sé por qué tanto abuso, por qué de esa manera. Los pueden lastimar y no estaban haciendo nada”, se quejó. Una foto tomada por uno de los vecinos mostró un cartucho que -supuestamente- contenía perdigones de goma disparados por los agentes.

    “Cuando denunciamos un hecho de inseguridad, no vienen o tardan dos horas en llegar”
    Según la mamá, los siete jóvenes que sufrieron el maltrato son menores de edad. “El más chico tiene 15 y el más grande cumplió 17 ayer”, precisó. “A mi hijo primero le pegaron un cachetazo, después con un palo y le dijeron ‘mirá para adelante’. Yo lo vi todo”, agregó.

    Sandra asegura que ninguno de los efectivos que participaron del hecho ni autoridades de la Bonaerense les explicaron cuál era el fundamento del operativo. “Eran chicos que habían jugado al fútbol. Ninguno tiene antecedentes ni nada de eso. Y esto se ve gracias a que tengo las cámaras de seguridad”, remarcó.

    “Tampoco se entiende por qué son siete patrulleros por unos chicos que estaban charlando. Por la zona, a nosotros nos corresponde la Comisaría (Distrital 3ra Sur) de Dorrego. Y ahí no hay tantos patrulleros. Cuando denunciamos un hecho de inseguridad, no vienen o tardan dos horas en mandarte un móvil”, profundizó. Y concluyó: “A una vecina le entraron a la casa, la ataron, les pegaron a sus dos hijas, a su novio, les robaron y la Policía tardó dos horas en llegar. ¿Dónde están los que nos tienen que cuidar y dar el ejemplo?”.

    Lo más leído

    Agroclave