14.1 C
Paraná
sábado, mayo 8, 2021
  • Sociedad
  • Nosotros
Más

    Hacia la maternidad-paternidad conciente y activa

    Hacer niños felices ha sido y es una tarea que debe ser tomada con responsabilidad, ya que  implica eliminar de nuestro ser como adultos, el egocentrismo, la rabia, etc.  y ver las cosas más allá y con madurez.

    La maternidad y la paternidad ejercidas de una manera responsable, es una experiencia que inicia en el momento en que los mismos deciden tener un hijo, lo cual de antemano implica una gran preparación y madurez.

    Y acá es cuando hago gran énfasis en que se requiere de la aceptación y el cumplimiento del compromiso de formar una familia de ambas partes, puesto que nuestros hijos no piden venir al mundo, sino que somos nosotros, los padres, los que elegimos en la mayoría de los casos traerlos, y esto implica una gran toma de consciencia de que si estamos preparados para afrontar lo que implica SER PADRES CONSCIENTES y RESPONSABLES.

    Muchas parejas HOY planean tenerlos dentro del marco de lo que llamamos hogar, otros buscan la forma de tener hijos pero sin responsabilidad de una pareja y todo lo que ello conlleva, si bien toda decisión es respetada, siempre que se comprenda que es un niño y su integridad EMOCIONAL lo que está en juego, y acá es donde pongo LA CRIANZA ACTIVA CONSCIENTE BASADA EN EL AMOR Y EL RESPETO.

    Cuando hablo de responsabilidad  materna-paterna hago referencia a que, como madres y padres, no podemos ni debemos trasladarles a nuestro hijos, bajo ninguna circunstancia, nuestras propias frustraciones, rencores, miedos o problemas que llevan a que los niños en ocasiones deban tomar el rol de adulto responsable en la familia.

    Los casos más comunes que vengo observado y donde más vengo observando de niños literalmente con sus emociones “rotas” es cuando hay:

    1. Divorcio donde la madre/ padre aleja al niño por rabia de su ex – pareja (quitando casos de abuso y maltrato), o cuando el padre/madre abandona por completo el hogar dejando a los hijos a un lado.
    2. Casos de infidelidad, donde la madre/padre discuten el dolor enfrente a los niños
    3. Violencia doméstica.
    4. Un hogar con padres sin amor, que sólo están juntos por costumbre o apego.
    5. Relaciones tóxicas.

    Tengamos en cuenta que es nuestra responsabilidad darles nuestro mejor esfuerzo para hacerlos felices, dejando a un lado el orgullo por ellos.

    Está en tus manos elegir lo que te trae paz para poder trasmitirla a tus hijos desde la MADUREZ y con los 5 sentidos puestos. NO permitas abusos, no pagues la rabia con tu ex pareja con tus hijos, no caigas en una relación que te hace infeliz NO ES SANO, todo cae tarde o temprano por su propio peso, no hagas que en el futuro tus hijos se alejen debido a LOS MALOS RECUERDOS que pueda quedarle de su INFANCIA.

    Nunca es tarde cuando se trata de la felicidad y la estabilidad emocional de nuestros pequeños y de nosotros mismos. Es por todo esto que si ves que la situación ya se escapa de tus manos, es donde no deben dudar de acudir a un profesional que pueda acompañarte a volver a tu eje.

     

    Flavia R. Bupo

    Auxiliar Psiquiatría

    Ig:  @ flaviabupo

    Lo más leído

    Agroclave