18.2 C
Paraná
sábado, diciembre 5, 2020
  • Entre Ríos
  • Nosotros
Más

    Paulatina reapertura de las salas de entretenimientos

    Las salas y los sectores tragamonedas de los Casinos de Entre Ríos se reactivarán la semana que viene, en cronogramas acordes a los protocolos sanitarios vigentes. La actividad del paño quedará pendiente por un tiempo.

    Redacción EL DIARIO / [email protected]

    “No tenemos el cronograma exacto, pero a partir de la semana que viene, paulatinamente, vamos a abrir todas las salas de la provincia”, confirmó a EL DIARIO, el presidente del Instituto de Ayuda Financiera a la Acción Social, Silvio Vivas.

    En el transcurso de la próxima semana, las salas de entretenimientos de Entre Ríos volverán a la actividad, abriendo sus puertas de manera paulatina y cuidada, bajo el Protocolo Sanitario creado por Iafas y aprobado por el Ministerio de Salud de Entre Ríos. La decisión “involucra a todas las salas con la particularidad de cada una de acuerdo a la dimensión que tenga entre, otras características, y también, a la ciudad donde están ubicadas conforme la situación epidemiológica que esté atravesando” precisó Vivas a esta Hoja. Aclaró que se habla de paulatino porque las reaperturas se irán dando en la medida que se vayan haciendo las readecuaciones en los espacios, pero también porque se debe atender a las disposiciones propias de cada localidad y porque los juegos de paño quedan para una etapa posterior. “No será una reapertura del cien por cien”, indicó.

    El funcionario destacó que se trabaja con el protocolo propio general para toda la provincia, aprobado por el Ministerio de Salud, verificado por el Coes, más los protocolos municipales y las bandas horarias y disposiciones que cada Municipio tiene para el funcionamiento comercial”. El objetivo es “garantizar la protección de los trabajadores y del público apostador”, subrayó.

    La decisión del Instituto de reactivar los entretenimientos electrónicos -slots-, se enmarca en la planificación de autorizaciones y aperturas paulatinas del Ejecutivo provincial. En tanto, quedará para una fecha futura la vuelta a la actividad del paño.

    Vivas adelantó que es “un protocolo muy amplio” destinado al cuidado del personal propio, el de las empresas -externos al Iafas- y al sector del público. Habrá identificación en la entrada, control de temperatura, un sistema de higienización y respecto de los empleados un protocolo sobre cómo deben desenvolverse apuntando tanto a la protección personal como grupal. Comentó que “habrá distanciamiento entre las máquinas y como alternativa la disposición de separadores autorizados. No estará permitida la circulación de las personas”. La descripción fue general ya el protocolo “es muy amplio y muy estricto para dar el puntapié inicial y luego se verá cómo se ajusta conforme a las situaciones”.

    Por otra parte, las salas reabrirán con un porcentaje de ocupación de acuerdo a las dimensiones y los horarios estarán en consonancia con lo que tenga establecido el municipio. “Esto se asimila a cualquier sector de entretenimiento que haya regulado el municipio y nosotros nos vamos a adecuar a los horarios que estén estipulados”, explicó.

    En función de esos condicionantes se organizará el retorno de los empleados a sus funciones. “De acuerdo a la dimensión de sala y a la franja horaria se van a hacer turnos reducidos. Se está trabajando en eso para que haya un comportamiento totalmente distinto y obviamente, teniendo en cuenta las personas de riesgo y lo que se sabe de acuerdo a los sistemas de prevención”.

    Cierre total

    Esa es la situación de las salas desde el mes de marzo. “Desde el lunes 16 de marzo estuvo todo cerrado” recordó Vivas a esta Hoja, no obstante todo está en pie, es decir, “Iafas mantiene la misma estructura de personal y las empresas en su gran mayoría han respetado la fuente de trabajo y la planta de personal que tenían al mes de marzo”.

    Ronda los 700 millones de pesos lo que dejó de ingresar a las finanzas públicas por la paralización de esta actividad, con la que, como se conoce, se financia una serie de programas vinculados a la acción social. La cifra se estimó “en base al año pasado, a lo que ha sido la utilidad de casinos de 2019, pero sabemos que el crecimiento por la situación inflacionaria hay que considerarla también”.
    Además, Vivas recordó que no solo las salas estuvieron cerradas sino que durante un mes y medio desde que se declaró la cuarentena, “tampoco funcionaron las más de 900 agencias de toda la provincia, por lo tanto tampoco se recaudaba por la tómbola”.

    A propósito, destacó que la reapertura parcial de los centros de entretenimientos es una buena noticia desde el punto de vista de la lucha contra el juego ilegal. “En estos meses, hemos visto crecer la amenaza clandestina, tanto online como física, la cual perjudica a las loterías estatales como IAFAS, las cuales obran de manera oficial; brindan seguridad al apostador y vuelcan lo producido a diversas líneas de acción social, algo que claramente no ocurre en las alternativas ilegales”.

    Finalmente, a raíz de los estimativamente 700 millones de pesos que no ingresaron, el Iafas “no transfirió absolutamente nada, a ningún programa (social). Se mantuvo la estructura, los niveles salariales de acuerdo a los porcentajes que corresponden. Hay un porcentaje de productividad que por reglamentación está asegurado –agregó- y eso se garantizó en todo este tiempo. Se pagó en tiempo y forma los salarios de la totalidad del personal central y de las salas”.

    Lo más leído