22.8 C
Paraná
sábado, octubre 31, 2020
  • Paraná
  • Nosotros
Más

    El crecimiento y los desafíos de la vecinal Paisajes del Paraná

    Una de las vecinales más antiguas que tiene la ciudad es la que lleva por nombre Paisajes del Paraná, ubicada en la zona noreste de la capital provincial y que abarca a seis barrios. EL DIARIO recorrió la vecinal que fue creciendo considerablemente en los últimos años, caracterizada por su tranquilidad y cercanía con la naturaleza.

     

    SANTIAGO DALZOTTO / [email protected]

    Esta zona de la ciudad se caracterizó históricamente por tener actividades relacionadas directamente con el río, principalmente a Toma, que provee de agua a la ciudad a través de su planta potabilizadora ubicada actualmente sobre calle Rondeau. Además, las calles del lugar siempre fueron utilizadas por el transporte pesado proveniente de las areneras y los corralones de materiales para la construcción.

    La vecinal Paisajes del Paraná abarca los barrios José Hernández, Hernandarias, Tortuguitas, los dos barrios Médicos y el barrio Jardines. Si bien en principio solo se encontraba el barrio José Hernández dentro de la vecinal, luego se fueron sumando el resto a raíz de que hace unos diez años atrás se dejaron de autorizar la conformación de comisiones vecinales por lo cual los barrios linderos a vecinales existentes se acoplaban a esas comisiones.

    En diálogo con EL DIARIO, el presidente de la vecinal Paisajes de Paraná, Simón Volcoff, expresó que “la vecinal debe ser un nexo permanente entre el municipio y los vecinos. En general hemos estado trabajando bien con las dos gestiones que nos tocaron en lo que hace al mandato nuevo desde que reactivamos la comisión vecinal”. Si bien todavía no cuentan con su propio espacio físico, las reuniones se realizaban habitualmente en casas particulares o salones que se pedían para poder concretarlas; actualmente se realizan de forma virtual en el marco de la pandemia por el Covid-19.

    ACTUALIDAD. Consultado por EL DIARIO sobre la situación de los barrios que se encuentran dentro de la vecinal, Volcoff, señaló que “hemos trabajado bien con la gestión anterior y estamos trabajando con la actual, tenemos muy buena relación con los funcionarios y ante los pedidos y las gestiones correspondientes hemos tenido buenas respuestas, todos sabemos que la municipalidad reúne los reclamos de todas las vecinales de la ciudad y nosotros tratamos de estar siempre presentes para conseguir cosas para la zona”.

    “Este es un sector que muchas veces ha tenido inconvenientes con la red de agua potable porque cuando se levanta mucho la presión de la nueva planta potabilizadora se suelen generar inconvenientes”, indicó el presidente vecinal, que hace cuatro años forma parte de la comisión.

    Por otra parte, el entrevistado señaló que hace unos dos años había pérdidas importantes de agua en el barrio Hernandarias, que se fueron solucionando.

    LAS CALLES. Es una de las principales deudas pendientes que tiene la zona. Si bien suelen estar bien arregladas o se realizan trabajos permanentemente, la circulación del tránsito pesado en las principales arterias hace que rápidamente se vuelvan a deteriorar.

    “Tanto los corralones como las areneras utilizan camiones que transitan por Blas Parera y Rondeau y generan inconvenientes porque las calles se rompen; incluso se construyeron barrios hacia el lado de la Toma y los camiones utilizan las calles internas de otros barrios para pasar y eso nos genera inconvenientes”, repasó Volcoff.

    Por otra parte también los vecinos destacan el mantenimiento que se realiza en las calles que no son asfaltadas y en algunas se fue colocando broza para una mejor nivelación.

    Con respecto a la conservación vial indicó que hace poco se hizo un bacheo sobre Blas Parera en jurisdicción de la vecinal. “Ya hicimos un pedido ahora para que se haga un trabajo de mantenimiento en barrio Hernandarias y sobre todo en donde hay mayor tránsito pesado, es decir Antonio Crespo, Roustan, Aldama, entre otras calles que conforman el circuito que hace normalmente el transporte de alimentos, los colectivos y los camiones con materiales. Esos lugares necesitan un mantenimiento más constante porque duran poco los arreglos. En los últimos tres años se hizo un bacheo y ahora se vuelve a reiterar porque sino las calles no duran”, expresó el presidente de la vecinal.

    SERVICIOS. Como suele suceder en la mayoría de los barrios de Paraná, el principal problema se da por la escasez de agua corriente; sin embargo aquí se plantea una situación totalmente distinta al estar la mayoría de los barrios que conforman la vecinal cerca de la planta potabilizadora. En ese sentido, el presidente vecinal explicó que “el problema suele ser por la presión, teniendo en cuenta la cercanía con la planta, pero en general se repara muy rápido por parte de Obras Sanitarias”.

    Con respecto al alumbrado público agregó que “hace tres años conseguimos que se coloquen luces led en el barrio José Hernández y el mantenimiento en todas las demás calles y hace poco se iluminó una parte de calle Darwin, entre el barrio Jardines y el Médico. Ahora estamos esperando que se haga un trabajo similar sobre calle Antonio Crespo, casi llegando a Rondeau”.

    Otro de los servicios que se vio renovado en la actual gestión es el de recolección de residuos. Al respecto, el presidente de la vecinal dijo que “cuando se colocaron contenedores en la anterior gestión nosotros recibimos y ahora volvimos a recibir, incluso hemos incorporado algunos en zona en donde no había”: además agregó que “es toda una lucha porque todavía hay gente que los saca, los roba o los quema”.

     

     

    Transporte pesado

    “Acá hay un problema que no es nuevo y es la cuestión del transporte pesado de las areneras, que por ahí el municipio no le ha podido dar una solución porque hace algunos años esta zona no estaba tan poblada, pero ahora es una de las que más se ha desarrollado en los últimos años en la ciudad”, indicó Volcoff, para señalar luego que “habría que pensar en hacer un nuevo circuito de los camiones areneros, sacándolos por otro lugar que generen menos inconvenientes”.

    En cuanto a los proyectos que la vecinal tiene presentados se destaca en primer lugar la instalación de cloacas en el barrio Jardines. “Ya está el proyecto hecho y ahora hay que esperar el financiamiento que también es un problema en estos momentos. En el viejo barrio Médico hay un proyecto también para colocar luminarias led que también se nos complicó un poco para conseguirlas, pero la idea era renovar la iluminación en esa zona”, precisó Volcoff.

    Desde la comisión vecinal señalaron que al inicio de la actual gestión municipal se presentó el pedido de pavimentación de calle Antonio Crespo, desde López Jordán hasta Rondeau, y todavía no tuvieron respuestas, aunque no pierden las esperanzas entendiendo que es una zona que se desarrolló mucho y que necesita otras vías para circular.

     

     

    Lo más leído