15.4 C
Paraná
miércoles, octubre 28, 2020
  • Sociedad
  • Nosotros
Más

    Día Mundial del Lavado de Manos

    Cada 15 de octubre se celebra el Día Mundial del Lavado de Manos, con el objetivo de concientizar a la población acerca de la importancia de esta acción para prevenir enfermedades.

    Según un estudio de la OPS, higienizarse las manos con agua y jabón reduce 50% las diarreas infantiles y 25% las infecciones respiratorias. Datos como estos cobran mayor relevancia en un año como el 2020, donde la Pandemia provocada por el virus Covid-19, sigue creciendo, y una de las formas más destacadas de prevención, es la higiene de manos.

    «Las manos humanas poseen millones de microbios provenientes de un sin número de fuentes como las heces, carnes, verduras, superficies, etc. Estos microbios llegan a nuestros ojos, nariz y boca cuando tocamos nuestro rostro e incluso se traspasan a través de superficies, propiciando el contagio con otras personas. Por lo tanto, eliminar los microbios mediante el lavado de manos ayuda a prevenir enfermedades como la diarrea y las infecciones respiratorias y podría incluso ayudar a prevenir infecciones en la piel y los ojos», explica el Dr. Gerardo Laube, profesor titular de Microbiología y de Infectología de la Facultad de Medicina Fundación Barceló.

    ¿Cada cuánto hay que lavarse las manos?
    Es importante entender que la higiene de manos no es una acción que deba volverse compulsiva, sino más bien un hábito que debe incorporarse a la rutina de cada persona de manera adecuada.
    «La clave no es lavarse las manos cada dos segundos, sino hacerlo en los momentos indicados y de la manera correcta», agrega el Dr. Laube de la Fundación Barceló.

    ¿Cuándo?
    • Antes de comer y cocinar.
    • Antes de amamantar.
    • Después de ir al baño o cambiar pañales.
    • Luego de sonarse la nariz, estornudar o toser.
    • Luego de visitar a un enfermo.
    • Al estar en contacto con los residuos.
    • Al estar en contacto con animales.
    • Después de tocar alimentos crudos y antes de tocar alimentos cocidos.
    • Después de llegar del exterior a la casa.

    ¿Cómo?
    Para lograr una óptima higienización lo mejor es hacerlo con agua limpia, jabón y siguiendo estos pasos:

    1. Mojar las manos con agua corriente limpia y enjabonarse las manos.
    2. Frotar las manos con jabón hasta que haga espuma sobre el dorso, palma y entre los dedos.
    3. Refregar las manos en su totalidad durante, mínimo, 20 segundos.
    4. Enjuagar bien las manos con agua corriente limpia.
    5. Secar con una toalla limpia o al aire.

    Fuentefilo news

    Lo más leído