13.9 C
Paraná
miércoles, octubre 28, 2020
  • Paraná
  • Nosotros
Más

    El Municipio dispondrá de un plan de retiros optativos

    Dispone compensaciones de 6 a 12 meses de sueldos según la antigüedad. No podrán acogerse quienes estén próximos a jubilarse. Autoriza a la Comuna a contraer un empréstito de 600 millones de pesos a pagar antes de octubre de 2023. Además, se crea un fondo fiduciario para equipamiento e infraestructura para Obras Sanitarias.

    El intendente Adán Bahl envió al Concejo Deliberante un proyecto de ordenanza que autoriza a la Comuna a tomar un préstamo de 600 millones de pesos con el objetivo de instrumentar un plan de retiros optativos de empleados municipales, tanto del Departamento Ejecutivo como del Concejo Deliberante. En el texto se señala que el plazo máximo de vencimiento del empréstito será octubre de 2023.

    Por otra parte, el plan de retiros optativos (así se menciona en el texto y no con el habitual “retiros voluntarios”) estará dirigido a todos los empleados de planta del Municipio, excepto a quienes les falte menos de dos años para jubilarse. Además, se dispone que luego de concedido el retiro se elimina el cargo que ese empleado ocupaba para que no pueda ser reemplazado.

    El proyecto establece una escala de remuneración por el retiro que va de 6 a 12 meses de sueldos, según la antigüedad del trabajador.

    También, se establece la creación de un fondo fiduciario para la adquisición de equipamiento e infraestructura para Obras Sanitarias de 80 a 100 millones de pesos y se constituirá con el aporte de los contribuyentes que se sumará a la tasa correspondiente.

    Modernización

    En los fundamentos de la iniciativa, se argumenta que la actual gestión “ha iniciado un proceso de modernización del Estado que contempla una serie de medidas tendientes a lograr una eficiente gestión de los bienes que conforman el patrimonio municipal a fines de propiciar acciones que denoten un claro mejoramiento de los servicios que el Municipio brinda a la comunidad”.

    También se aclara que el empréstito que se autoriza se destinará “a equipamiento y asimismo para atender las erogaciones derivadas de la implementación de un régimen de retiro optativo”.

    El objetivo de la implementación de los retiros es posibilitar a “aquellos agentes municipales que consideren conveniente a sus intereses desvincularse del Municipio, mediante una declaración expresa de su voluntad y recibiendo una gratificación extraordinaria fijada en esta ordenanza puedan proseguir su vida laboral en la actividad privada. Ello derivará en una adecuación de la planta de personal permanente del Municipio acorde a los recursos disponibles y los objetivos de especialización propuestos”.

    Retiros

    El plan de retiros optativos estará orientado “para todos los agentes municipales con revista efectiva y prestación de servicios en las respectivas plantas de personal permanente del DEM y del Concejo Deliberante”.

    Entre las exclusiones menciona el proyecto a: agentes municipales sometidos a proceso penal, los que se encuentren sometidos a sumario administrativo, los que tuviesen pendientes de ejecución en su perjuicio alguna medida disciplinaria, los que hayan presentado renuncia y esté pendiente de aceptación, los que estén en condiciones de jubilarse o en los próximos dos años, los de planta transitoria, asesores y personal de gabinete, personal temporario y contratado, personal retribuido con horas cátedras, pasantes

    Los que adhieran al plan de retiro recibirán como compensación o gratificación extraordinaria:

    Con menos de cinco años de antigüedad, el equivalente a seis meses de la última remuneración habitual o el equivalente a 12 sueldos mínimos.

    Con 5 a 7 años de antigüedad, el equivalente a 7 meses de la última remuneración habitual o el equivalente a 13 sueldos mínimos.

    Con menos de 8 y 9 años de antigüedad, el equivalente a 9 meses de la última remuneración habitual o el equivalente a 14 sueldos mínimos.

    Con menos de 10 a 14 años de antigüedad, el equivalente a 10 meses de la última remuneración habitual o el equivalente a 15 sueldos mínimos.

    Con menos de 15 a 19 años de antigüedad, el equivalente a 11 meses de la última remuneración habitual o el equivalente a 15 sueldos mínimos.

    Con 20 años en adelante de antigüedad, el equivalente a 12 meses de la última remuneración habitual o el equivalente a 15 sueldos mínimos.

    Cabe aclarar que el proyecto considera “remuneración habitual” tanto a los haberes remunerativos y no remunerativos que el empleado percibió al 31 de agosto de 2020 sin sumar las asignaciones familiares, reintegros, vestimentas, becas u otras sumas especiales. Esos montos no tendrán retenciones ni aportes de ningún tipo.

    Además, se aclara que los que se sumen a ese plan no podrán ser reincorporados como personal permanente, no permanente o contratado de la Administración Municipal por 5 años y que los cargos de los beneficiarios son automáticamente suprimidos, es decir que no pueden ser suplantados.

    “Los agentes públicos municipales que a la fecha de entrada en vigencia de la presente ordenanza se encuentren en condiciones de obtener un beneficio previsional serán intimados a iniciar los trámites para obtener el beneficio de pasividad correspondiente, cesando en la prestación de sus servicios”, se dispone también en la iniciativa que deberá ser tratada en el Concejo Deliberante.

    Fondo fiduciario para Obras Sanitarias

    En el mismo proyecto de ordenanza que establece un plan de retiros optativos para empleados municipales se dispone la creación de un fondo fiduciario que será destinado a inversión en equipamiento y obras de infraestructura para el fortalecimiento de Obras Sanitarias Municipal. De aprobarse estaría integrado por 80 a 100 millones de pesos, según lo que se recaude de lo que aporten los contribuyentes y se cobrará junto con la tasa por servicios sanitarios. Ese aporte alcanzará a todos los contribuyentes y  establece una tabla de los montos a aportar según en la zona en que esté ubicado el inmueble.

    “Los estudios realizados por la Municipalidad denotan el déficit operativo del servicio que actualmente se presta y la imperiosa necesidad de procurar un fortalecimiento de la repartición a fin de asegurar con regularidad y universalidad la prestación del servicio a través de su dependencia estatal, la Subsecretaría de Obras Sanitarias”, destaca el proyecto enviado por el Ejecutivo.

    “Se ha considerado menester adecuar la tasa actual y crear un fondo fiduciario que será administrado a través de un fideicomiso, teniendo por finalidad la realización de obras y la adquisición de equipamiento necesario para el fortalecimiento de Obras Sanitarias Municipal, de acuerdo con las autorizaciones presupuestarias otorgadas anualmente. El fondo se recaudará en forma conjunta con la tasa por servicios sanitarios, previendo su aplicación aun a los contribuyentes exceptuados del pago del servicio y ha sido calculado por la AFIM a fines de dotar a dicho fondo de entre 80 y 100 millones de pesos”, señala también.

     

    Lo más leído