CONGRESO NACIONAL

Piden que la trata de personas sea delito de lesa humanidad

Un grupo de legisladores, entre los que se cuenta el entrerriano Pedro Guillermo Guastavino, presentó un proyecto para declarar a la trata de persona como delito de lesa humanidad.
Agrandar imagen El entrerriano Guastavino está entre quienes presentaron el proyecto.
El entrerriano Guastavino está entre quienes presentaron el proyecto.

Un grupo de legisladores, entre los que se cuenta el entrerriano Pedro Guillermo Guastavino, presentó un proyecto para declarar a la trata de persona como delito de lesa humanidad. El cambio más trascendente implicaría que algunas figuras serían imprescriptibles. La iniciativa ya ingresó a la Cámara de Senadores.

El senador Pedro Guillermo Guastavino (Frente para la Victoria) y otros legisladores nacionales presentaron un proyecto para que la trata de personas sea declarada como delito de lesa humanidad.

La iniciativa había sido presentada en un acto en un salón de la Corte Suprema de Justicia de la Nación, en cumplimiento de un compromiso asumido el año pasado en Roma por legisladores nacionales y magistrados, por el cual Argentina se convierte en el primer país que lo lleva adelante y que avanza en políticas que erradiquen toda forma de esclavitud sexual y laboral, como así también el tráfico de órganos.

Las estadísticas del Programa Nacional de Rescate y Acompañamiento a Personas Damnificadas por el Delito de Trata revelan que desde su creación, en el año 2008, han sido rescatadas 11.169 personas que estaban en situación de trata laboral o sexual. El 52% de las víctimas eran explotadas laboralmente y el 48% eran víctimas de explotación sexual. Solo en el primer semestre de 2017, la Línea 145 recibió 1.446 llamados, alertando sobre distintos tipos de explotación, personas desaparecidas, publicidad de oferta sexual, oferta laboral engañosa, traslado de personas, posible captación o secuestro y venta de niños.

CRIMEN ORGANIZADO. La trata de personas está considerado como un delito de crimen organizado, del mismo modo que el narcotráfico.

En la Argentina, se trata de una figura que tiene una escala penal de cuatro a quince años de prisión. Pues bien, el proyecto presentado por un grupo de legisladores se plantea si el Estado puede en ese lapso “investigar con la entidad suficiente que una condena requiere, a los grupos criminales dedicados a ello; pues, lo contrario, implicaría la prescripción de la acción penal”.
Ese es el eje principal de la iniciativa legislativa.

“Bajo esta cuestión, es que entendemos la necesidad de generar un cambio en el modelo investigativo y, por ende, en el modelo legislativo, para la persecución de este delito, transformándolo en un modelo legislativo que proponga concretas posibilidades de investigación y, finalmente, de condena”, se consignó en el proyecto.

En ese sentido, se plantea que “el delito de esclavitud moderna, como crimen organizado que atenta contra el derecho de gentes, y en miras al compromiso que el Estado debe asumir en el combate de este flagelo mundial, adquiera categoría de delito de lesa humanidad”.

Se destaca, además, que los tribunales internacionales consideran a la “esclavitud moderna” –léase la trata de personas– como un delito de lesa humanidad.


DE VÍCTIMAS Y VICTIMARIOS. En los fundamentos del proyecto también se hace mención a que la esclavitud moderna implica la violación de derechos humanos fundamentales. El más palpable es el derecho a la libertad, “aunque quedarnos solo en esta cuestión, implicaría desconocer que son muchos más los derechos que una persona sometida a este tipo de crimen ha de padecer, llegando en muchos casos a ponerse en juego la propia vida del sujeto pasivo (la víctima), entendiendo a éste, como el derecho madre de todos los derechos. Sin derecho a la vida, en vano existirían los demás derechos tutelados por la legislación entera”.

En cuanto al sujeto activo, es decir, el victimario, el proyecto plantea la necesidad de cambiar el modo de pensar a quienes son los perpetradores, ya no sólo como agentes estatales –tal como se ha venido sosteniendo–, sino que este tipo de delitos podrían ser cometidos, por acción, complicidad u omisión de agentes del Estado. Esto, dice el proyecto, “amplía el espectro de delitos que pudiesen ser tratados como verdaderos delitos de lesa humanidad” y agrega: “Hablar de este delito implica sumergirnos en un crimen que, sin duda, exige el compromiso de todos los organismos del Estado, ya sea para cometerlo o para combatirlo”.
TEXTUAL
“La trata de personas con fines de explotación sexual, trata de personas con fines de explotación laboral, trabajo forzoso, trabajo infantil, y tráfico de órganos humanos, la causal de distinción de la población civil, es la causal social, cultural y económica, que radica en la vulnerabilidad de esta población atacada”.

Temas:

CONGRESO NACIONAL
Tu comentario ha sido enviado, el mismo se encuentra pendiente de aprobación... [X]

¡Escribí tu comentario!

[X]
* 600 caracteres disponibles

Comentarios

El comentario no será publicado ya que no encuadra dentro de las normas de participación de publicación preestablecidas.

¿Deseas reportar este comentario?

No Si
Tu comentario ha sido enviado, el mismo se encuentra pendiente de aprobación... [X]

¡Escribí tu comentario!

[X]
* 600 caracteres disponibles
IMPORTANTE: Los comentarios publicados son exclusiva responsabilidad de sus autores. eldiario.com.ar se reserva el derecho de eliminar aquellos comentarios injuriantes, discriminadores o contrarios a las leyes de la República Argentina.