operativos

Estiman que los asaltantes del frigorífico El Nono son rosarinos

Ayer detuvieron a quien habría conducido el vehículo con el cual se fugaron. Se supone que hubo un entregador y que estas bandas pagan por información que los lleve a un jugoso botín.
Agrandar imagen La semana pasada se había realizado un operativo en un allanamiento en Colonia Avellaneda.
La semana pasada se había realizado un operativo en un allanamiento en Colonia Avellaneda.
Un sujeto domiciliado en una localidad cercana a Rosario fue detenido ayer por personal de la División Robos y Hurtos de la Policía de Entre Ríos.

Tras una semana sin descanso, los investigadores policiales lograron establecer que el vehículo en el que huyeron los asaltantes que perpetraron el hecho el jueves de la semana pasada, sería una Renault Kangoo radicada en la localidad de Cañada Rica, Villa Constitución, a unos 40 kilómetros de Rosario.

Fue un trabajo muy minucioso y para lo cual se tuvieron que recorrer cámaras de seguridad de distintos lugares a lo largo de la ruta 11 y de la misma ciudad de Paraná, hasta lograr individualizar el dominio e incluso, parcialmente a los ocupantes del rodado.

Finalmente se pudo dar con la ubicación del vehículo y automáticamente eso llevó a su propietario, quien, se estima, habría facilitado la utilitaria para el traslado de la banda.

Los efectivos, bajo el mando del comisario Carlos Schmunk, estuvieron acompañados en Rosario por personal de la PDI –Policía de Investigaciones– de Santa Fe, y con orden judicial de por medio, secuestraron la camioneta, detuvieron a su propietario, un hombre de 29 maños de apellido Gamarra, e incautaron 30.000 pesos que tenía en su poder, sin poder justificar la procedencia de ese dinero.

El tal Gamarra se ocupa, según datos de la investigación, de hacer “changas” con su vehículo, por lo que se trabajará ahora para establecer si estaba o no en conocimiento del hecho que se le endilga como partícipe.

Mientras tanto, cabe recordar que el viernes anterior, los mismos investigadores de Robos y Hurtos cayeron sobre un empleado del frigorífico, domiciliado en Colonia Avellaneda, al que se le incautó dinero en efectivo y otro procedimiento sentó sospechas sobre otro empleado domiciliado en Paraná, ante la posibilidad de que hubieran facilitado el acceso de los asaltantes y les marcaran las zonas vigiladas por las cámaras de seguridad.

OTROS ALLANAMIENTOS. Desde Robos y Hurtos se había informado el fin de semana pasado que dos allanamientos “con resultados positivos” posibilitaron en Paraná y Colonia Avellaneda recuperar parte de lo sustraído. En esos allanamientos se secuestró dinero en efectivo, teléfonos y un arma de fuego, entre otros elementos de interés.

Durante las primeras horas de investigación se requisaron dos viviendas, una en barrio La Milagrosa de Paraná y la restante en la localidad de Colonia Avellaneda, donde secuestraron una cantidad importante de dinero en efectivo, un revólver calibre 38 con cartuchería, teléfonos celulares y documentación de interés.

EL ASALTO. Como se publicó oportunamente, fueron cuatro sujetos armados ingresaron al frigorífico El Nono, ubicado en Oro Verde (por la Ruta 11, a la altura del Kilómetro 6) y se llevaron $ 200 mil en efectivo y otros 300 mil en cheques el pasado jueves. Esperaron que llegara el camión con la llave de la caja fuerte. Tenían conocimiento del interior del lugar y de las cámaras. Una vez en el interior, redujeron al sereno y dos trabajadores y se sentaron a esperar durante una hora, la llegada de un camión que venía desde la provincia de Corrientes por un reparto en aquella zona.

Al llegar el camión e ingresar al predio del frigorífico, abordaron a sus ocupantes para buscar la llave de la caja fuerte. Los delincuentes tenían conocimiento de que la llave de la caja fuerte estaba en ese vehículo y no en otro de los camiones de la empresa. Tenían información específica sobre la llegada del vehículo, del horario y de que en esa unidad estaba la llave de la caja fuerte. Por tal motivo, sospechan de un “entregador”, pero también llamó la atención de los empleados, el amplio conocimiento que los sujetos tenían del interior del edificio, pero también su manera profesional de conducirse durante el violento asalto.
Los que faltan
Los avances en las investigaciones señalarían que los tres delincuentes que restan detener, uno de los cuales ya estaría identificado, serían oriundos de Rosario. Son bandas decididas a todo, que suelen pagar por buena información en empresas de diferentes lugares de la zona Litoral.

Temas:

operativos
Tu comentario ha sido enviado, el mismo se encuentra pendiente de aprobación... [X]

¡Escribí tu comentario!

[X]
* 600 caracteres disponibles

Comentarios

El comentario no será publicado ya que no encuadra dentro de las normas de participación de publicación preestablecidas.

¿Deseas reportar este comentario?

No Si
Tu comentario ha sido enviado, el mismo se encuentra pendiente de aprobación... [X]

¡Escribí tu comentario!

[X]
* 600 caracteres disponibles
IMPORTANTE: Los comentarios publicados son exclusiva responsabilidad de sus autores. eldiario.com.ar se reserva el derecho de eliminar aquellos comentarios injuriantes, discriminadores o contrarios a las leyes de la República Argentina.