Seguridad social. Difícil situación para los afiliados a Cirme

Los médicos no aceptan ni su propia obra social

La mayoría cobra plus, o directamente no atiende por esa prepaga. Aducen la existencia de una deuda por prestaciones que data de 2010. También se quejan del valor que les pagan por cada consulta. Lo curioso es que los profesionales son socios fundadores.
Sábado 21 de Julio de 2012 Hs.
Los médicos se niegan a recibir las órdenes de una obra social
Los médicos se niegan a recibir las órdenes de una obra social
“No, por ahora”, es la respuesta más usual que escuchan por estos días en el consultorio los pacientes que llegan procurando que el médico los atienda a través de la prepaga Cirme, que pertenece al Círculo Médico de Paraná.
Los profesionales se niegan a recibir las órdenes de una obra social de la cual son parte, y esa negativa se asienta en dos argumentos: el malestar que genera una deuda impaga de la obra social, que data de 2010, y en parte por el retraso de los valores que paga Cirme.
De modo que los afiliados a Cirme, 3.000 en el departamento Paraná, deben abonar la consulta de su propio bolsillo, o acceder al pago de plus más la orden de consulta. Lo cual crea un contrasentido: los médicos son parte de Cirme, pero a la vez le cobran a los afiliados a Cirme un adicional, el plus; en otros casos, directamente se niegan a atenderlos.

Escenario. Carlos Berlo, director de Cirme, se queja de la actitud de los prestadores, colegas suyos en el Círculo Médico, por cuanto no comunican de forma oficial su decisión de no prestar servicios a los afiliados, o de atenderlos, pero cobrando plus.
“Con Cirme ahora pasa algo similar a lo que ocurre con el resto de las obras sociales y prepagas: hay mucho cobro de plus. En general, los médicos cobran adicionales. Pero en nuestro caso, saben que si cobran plus se plantea una cuestión de ética, porque puede haber sanciones desde el Círculo Médico”, explicó Berlo en diálogo con EL DIARIO.
Pero dijo que no hay una única posición entre los profesionales. “Hay médicos que no trabajan con ninguna obra social; otros que trabajan pero le cobran un plus al afiliado; y están los que directamente no reciben la orden, y cobran la consulta, argumentando que Cirme no los tiene en cuenta, que no son atendidos en su planteos. Pero ninguno ha venido al Círculo Médico a decir cuál es la disconformidad que hay”, apuntó Berlo.
De todos modos, no todos los médicos del departamento Paraná están en el Círculo y por eso mismo no todos son parte de Cirme: aquí hay aproximadamente 1.200 profesionales, de los cuales 900 están agremiados. “Cuando surgió Cirme fue para dar cobertura a una franja de población de ingresos medios que carecía de obra social. La nuestra es una prepaga chica, que no reciben ningún tipo de subsidio, y como toda empresa chica tiene problemas de financiamiento”, acepta.

Costos. El mayor problema que enfrenta Cirme es el encarecimiento de los costos de la salud, de la cual buena parte se maneja con insumos de importación, con precios que se han elevado muchísimo. El escenario se complejiza si se tiene en cuenta que el valor de la afiliación está retrasado, según explica Berlo.
Los afiliados a Cirme pagan cuotas que van desde los 400 pesos a los 800 pesos, pero aún así esos ingresos no logran equilibrar los números. “Hay cirugías que tienen un valor de 15.000 a 20.000 pesos, y otras que llevan prótesis que están en los 85.000 pesos. Eso lleva a que muchas prepagas chicas entren en un proceso de desfinanciamiento, porque el valor de la cuota no acompaña el costo de esos insumos”, puntualizó.
En ese orden de ideas, Berlo dice que el nivel de prestación que asegura Cirme a sus afiliados es alto. Pero que la situación se complica por la postura que adoptan los médicos de cobrar plus. Por eso, el Círculo Médico ahora está concluyendo la puesta a punto de un régimen de sanciones a sus asociados, a partir de la existencia de un reglamento disciplinario para el cumplimiento de los contratos.
“Estamos trabajando en la reglamentación, de modo que las sanciones se puedan aplicar de la forma más prolija. La idea es que haya sanciones de tipo económica, que son las que más duelen. Hemos visto que las sanciones simbólicas, como los llamados de atención, no generan ningún efecto. Pero rechazamos la idea de sacar del padrón de prestadores a un profesional ante la primera denuncia anónima por cobro de plus. Nosotros no aceptamos las denuncias anónimas”, apuntó.



1970

es año en que se constituyó Cirme, la prepaga de los médicos. Ahora funciona bajo el nombre comercial de Unimédica, y es regenteada por el Consorcio de Cooperación que reúne a los sistemas solidarios de salud de los 15 departamentos de la provincia.





Iosper: incógnita por la situación en Paraná

El Instituto Obra Social de la Provincia de Entre Ríos (Iosper) avanza a pie firme en un acuerdo con la Federación Médica de Entre Ríos (Femer) que podría estar listo para el próximo miércoles.
Una vez cumplido ese trámite, se aseguraría una cobertura sin sobresaltos para los 260.000 afiliados que tiene el Iosper en toda la provincia, y que durante el último mes atravesaron un período de zozobra a raíz del corte de prestaciones.
La obra social provincial había procurado obviar la intermediación de la Femer, y buscó acordar directamente con los médicos, pero la estrategia no resultó. Intentó luego involucrar a los círculos médicos departamentales, pero no lo consiguió tampoco.
Sólo aceptó el Círculo Médico de Paraná, y la Sociedad Hipócrates, que agrupa a un reducido grupo de médicos adventistas. El 1 del actual, el Círculo Médico de Paraná firmó un preacuerdo con el Iosper, lo cual selló su distanciamiento de la Federación Médica.
Ese texto que se firmó contiene una cláusula, la 4ª, que establece “la absoluta prohibición” de cobro de plus.
El secretario de la Federación Médica, Rodolfo Nery, dice que el acuerdo que rubriquen con el Iosper, y que tendrá vigencia a partir de agosto próximo, no tendrá en cuenta al Círculo Médico de Paraná. “Ellos ya firmaron, y no sabemos qué firmaron. Es otro tema. Nosotros firmamos con los círculos del interior”, apuntó.
–¿Pero está o no en la Federación Médica el Círculo Médico de Paraná?
–Están, sí, pero con una situación bastante particular. Todavía no hemos tenido tiempo de analizar ese tema. Seguramente después que pase todo esto del Iosper nos sentaremos a analizar.
Ricardo Leguizamón
Diseño: Grupo Octógono  |  Management Technology: Advertis  |  Powered by: SigloCero