Fibra de vidrio

El 35% de Paraná estuvo ayer sin agua por rotura de un caño

Martes 30 de Agosto de 2011 Hs.
Por la rotura del caño de fibra de vidrio de 900 mm que alimenta dos centros de distribución de agua de Paraná alrededor del 35% de la población se quedó ayer sin agua hasta alrededor de las 19. Se trata de un gran caño que viene sufriendo reiteradas roturas (el año pasado se averió al menos tres veces) y que esta vez estalló en López Jordán, entre Fraternidad y Don Bosco. Se calcula que el corte abarcó el perímetro comprendido entre avenida Ramírez (límite este), río Paraná (norte), avenida de Las Américas (sur), y Circunvalación y final del ejido. Entre otros, afectó los barrios Seminario, Policial, Lomas del Mirador, Vairetti y 82 Viviendas, Paraná XIV, Aatra, José Hernández, y la zona de Gazzano, asistida por Parque del Lago.
El que se rompió es el gran caño que parte de la planta de Rondeau y Echeverría y alimenta dos centros de re-bombeo: Lola Mora (Aatra) y Parque del Lago (Gazzano), por lo cual amplias zonas de la ciudad se quedaron sin nada de agua, desde la noche del domingo, cuando se apagaron las bombas, hasta ayer alrededor de las 7 de la tarde. En los barrios altos se calculaba que el agua llegaría cerca de la medianoche.

Estallido. En diálogo con EL DIARIO, el subsecretario de Saneamiento, Juan José Moreno, dijo que literalmente se produjo “un estallido” en el caño que le lleva agua a un tercio de la población paranaense. En realidad, la comuna ya sabía que tenía una fisura, y estaba todo programado para emparchar el caño ayer, pero un imprevisto complicó la situación.
“Hace varios días que estaba programa la reparación para hoy (por ayer lunes). La fisura se detectó antes de la Fiesta de Disfraces, pero como estaba justo en los accesos vehiculares al predio de la fiesta, en calle López Jordán, entre Fraternidad y Don Bosco, se decidió suspender el trabajo, por el impacto que iba a tener para el evento. Por otro lado, este fin de semana estaba el TC que trae mucha gente”, explicó Moreno.
La fisura tenía 12 centímetros, pero el domingo 28, a las 17.30 un apagón hizo que las bombas en la planta se detuvieran, y cuando se pusieron en marcha nuevamente, como suele suceder aunque se toman las precauciones, hubo un golpe de presión en el interior de las cañerías y se produjo “el estallido del caño”, dijo el subsecretario. “Cuando nos avisaron (el domingo a la tarde), lo que hicimos fue vaciar la cañería a la noche y esta mañana (por ayer) se inició el trabajo: se reemplazó el trozo de caño roto por otro y el trabajo se terminó alrededor de las 16” de ayer lunes. Se dejó fraguar y luego se reanudó el bombeo a Lola Mora y Parque del Lago.

Fallas. Según Moreno, la mayoría de los barrios afectados tuvieron agua ya a partir de las 19 pero en la zona de Vairetti y Paraná XIV posiblemente se iba a demorar más el suministro.
Los vecinos que no tienen tanque de reserva, estuvieron sin agua desde el domingo a la noche hasta alrededor de las 19, casi 24 horas sin agua.
A causa de las roturas en estas cañerías de fibra de vidrio, que pueden afectar –por el diámetro de los caños- a miles de familias, se había pedido desde la oposición una la Auditoría General de la Nación para que investigue el proceso de licitación y construcción de la planta nueva –financiada por la Nación-, que funciona desde 2008, ya que desde su puesta en marcha viene presentando fallas de este tipo, sobre todo en la cañería de distribución.
Diseño: Grupo Octógono  |  Management Technology: Advertis  |  Powered by: SigloCero